La clase trabajadora de PDVSA y sus salarios

Se dice que el trabajador de la nómina mayor o diaria de PDVSA es el mejor remunerado de la economía venezolana, pues déjenme decirles que eso no es así. Un trabajador de PDVSA Occidente, con sueldo promedio, con estudios universitarios y postgrado incluido, no sobrepasa los 3 mil bolívares fuertes. Sin nos comparamos con el resto de los trabajadores de la economía resulta un salario digno, de eso no hay la menor duda; pero si nos comparamos con los ingresos que perciben los trabajadores de la siderurgia del aluminio o el acero, quienes también producen divisas, nuestros salarios están muy por debajo del salario promedio que devenga un ingeniero de esas factorías estatales.

¿Qué ocurre en el caso de PDVSA en materia de compensaciones salariales? ¿Por qué no se ha nivelado la situación salarial de los trabajadores de la nómina mayor en PDVSA con respecto a los sectores siderometalúrgicos que generan divisas al país. Quienes toma la decisión en materia de compensaciones salariales en PDVSA ?
Lo cierto es que toda esa materia se decide en la Gerencia Corporativa de Recursos Humanos en Caracas, quienes a su vez dependen de la Junta Directiva para administrar las estrategias salariales. La Gerencias regionales de RRHH nada deciden en materia salarial, son como un convidado de piedra, por eso el descontento de los trabajadores de la nómina mayor, ya que sus sueldos no alcanzan para mantener un nivel de vida que compense el desgaste físico, dado que se trabaja horas extras sin reconocimiento del trabajo fuera de su tiempo legal, que genera a su vez la falta de esparcimiento espiritual, y el abandono de las familias por el trabajo.

Producir un barril de petróleo no es tarea fácil, tenemos un compromiso con el país y la Revolución Socialista Bolivariana, por eso nos sacrificamos en elevar la producción y productividad en el trabajo, participamos y apoyamos los programas sociales con nuestro trabajo, en fin, los trabajadores petroleros amamos nuestra industria, por eso cuando decidimos enfrentar el paro trabajamos de forma desinteresada por rescatar la industria del abominable paro, hasta el punto que dejamos de cobrar nuestros salarios por los problemas administrativos que se originaron por el paro petrolero.

Solicitamos de la Junta Directiva de PDVSA:

1) Efectuar la compensación de los salarios de la nómina mayor nivelándolo acorde con lo que gana un trabajador de Sidor o de la Industria del Aluminio.

2) Reconocer la retroactividad de las prestaciones sociales a través de la antigüedad contractual, tal como se le reconoció a la nómina diaria o mensual menor en 1987. Pues resulta inconcebible que dentro de PDVSA existan un doble régimen de prestaciones sociales que genera exclusión social en sus trabajadores.

3) Reconocer el derecho de sindicalización que tiene la nómina mayor.

4) Humanizar la Gerencia de Recursos Humanos hacia un proceso socialista donde el trabajador petrolero sea parte del proceso de producción socialista, no un objeto de trabajo,

En fin, requerimos que se cree una nueva clase de trabajadores petroleros, donde el trabajo deje de ser una mercancía, una exploración. Que como bien ha señalado Antonio Aponte en un encarte del periódico “Panorama”, sobre el debate Socialista de la propiedad social: “Una clase obrera así, encontrada con su ideología, superando el economicismo, será capaz de participar en la dirección de la sociedad hacia el socialismo (…) Pero una clase obrera atrapada en la ideología de la pequeña burguesía y en la ideología dominante capitalista, será un obstáculo, un importantísimo enemigo para la construcción del Socialismo (…)'.

[email protected]

Esta nota ha sido leída aproximadamente 8443 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales




US Y /trabajadores/a56138.htmlCUS