Cambiarán la capital de los premios nobeles de Estocolmo, las nominadas son Damasco, Cisjordania, Bagdad y Trípoli

Se comenta que en Suecia es tanta la alegría por el acierto del premio Nobel de la Paz, para la comunidad Europea, que están pensando muy seriamente mandar a los jueces que dieron tan noble veredicto, a Siria, Franja De Gaza, Irak y Libia, para que sean testigos de excepción de su memorable elección…

Benjamín Netanyahu, al ser informado de la noticia, mandó a los cazas israelitas, regresar a la Franja de Gaza y lanzar tres bombitas más, para que dicha zonificación se asemeje al mejor cuadro de Van Gogh…

La primera ministra de Alemania, entre abrazos de felicitaciones prometió que apretaría mucho más el cuello del pueblo griego en celebración por tan extraordinaria noticia…

Cuentan que Silvio Berlusconi desde su mansión de Milán en compañía de Ruby, mando twitters a todos los primeros ministros, reclamando ser él el que reciba el Nobel en sus manos, mientras les contaba de su lujuria con las chicas malas…

Los ministros de economía de la UE, estudian exprimir hasta la propia asfixia a España, Italia y Portugal, en homenaje al jurado de los nobeles, porque les dieron la razón, de que así es que se gobierna…

El anterior premio Nobel de la Paz, prefirió mantenerse al margen de opinar, no así el etílico Bush en su palacio de Texas, donde caminaba como si estuviera en un simple peñero en una tormenta perfecta, y con su copa en alto balbuceaba:

“Nací en el tiempo equivocado, si hoy fuera el presidente de EEUU, el premio sería mio, por las armas de destrucción masiva”…

Los mercenarios en Siria, tiraban ráfagas al aire al conocer la buena nueva y festejaban como si hubieran tomado Damasco.

Hilary estaba tan emocionada por el premio a sus aliados, que le mando un Twtter a Mónica Lewinsky, donde le decía: “Te perdono”…………………………………………………….

“Sábete, Sancho, que no es un hombre más que otro si no hace más que otro. Todas estas borrascas que nos suceden son señales de que presto ha de serenar el tiempo y han de sucedernos bien las cosas; porque no es posible que el mal ni el bien sean durables, y de aquí se sigue que, habiendo durado mucho el mal, el bien está ya cerca.” Tomado del Quijote.

[email protected]

Esta nota ha sido leída aproximadamente 1000 veces.

Comparte en las redes sociales