Otra vez Barrio Tricolor. ¡Ahora sí vamos a realizar esta misión bien!

Según declaraciones de Nicolás, vuelve Barrio Tricolor, lo que en su esencia es magnífico, pero se tergiverso en el camino por no realizar la capacitación básica a personas responsables de realizar las inspecciones diagnósticas a las viviendas populares. La Misión se estancó en la remodelación  de fachadas, a entregar materiales a diestra y siniestra sin seguimiento ni un plan de trabajo para la reparación de las viviendas, tal como le llamamos en la Parroquia La Vega, esta vaina se convirtió en un pañito de agua caliente.

Se abre la oportunidad de trabajar de la mano con los estudiantes de los centros educativos universitarios apoyándonos en la Ley de Servicio Comunitario junto con la voluntad de trabajo que tienen los Consejos Comunales (ojo los estudiantes serán de las mismas comunidades recuerden la inclusión educativa universitaria) para afrontar tan difícil pero gran reto. Pertinente es la aplicación de reparación de las viviendas a partir de técnicas de mampostería estructural en pro de promover una norma que esté enfocada a las viviendas de los sectores populares. Créanlo no es nada del otro mundo, lo de mampostería estructural, reforzamiento y otros epítetos se pueden explicar de manera sencilla y práctica con la elaboración de videos, manuales y cursos de capacitación permanente para los miles de trabajadores de la construcción que tenemos en nuestros barrios. Los países como Perú, Colombia y Méjico poseen normas de mampostería que pueden servirnos de antecedente para iniciar las reparaciones, remodelaciones y reforzamiento adecuado de viviendas en los barrios.

Se trata no solo de captar a personas que tengan voluntad para trabajar, pasó en la primera fase de esta Misión no tenían las herramientas empíricas que les permitieran realizar los requerimientos básicos para mejorar las viviendas. El resultado fue el descontento de las comunidades por la mala praxis y la poca eficiencia. Vamos a incorporarnos primero a la Misión Saber y Trabajo teniendo en cuenta los programas de Construcción Popular, luego de formarnos iremos a la práctica asistida en el barrio.

Asimismo, está demostrado que los problemas esenciales de los sectores populares son el cableado eléctrico, los drenajes, sobre todo las tuberías de aguas residuales y aguas claras en los callejones. Ejemplo concreto pasa con los callejones 24 de Julio, Oriente, Justicia y Miranda del sector Carretera Negra de la Parroquia La Vega. Donde las tuberías de concreto colocadas hace más de 40 años ya cumplieron con su tiempo de servicio, repercutiendo en las viviendas cerro abajo debido a las filtraciones de aguas residuales, generando malestar a la salud colectiva, agrietamiento de paredes en las viviendas y hasta desplome de la estructura.

Otro punto importante, a titulo de sugerencia que la persona que vaya a dirigir la Misión desde cada Parroquia, allí cerca de las bases, de los de a pie. Sea Militar o Civil no debe encerrarse en la oficina (tenga o no aire acondicionado) a esperar que las comunidades vayan a ellos o ellas. Estos compañeros o compañeras deben patiar la calle, patiar los cerros, hacer seguimiento, generar una base de datos con instrumentos valederos de los diagnósticos realizados a viviendas que se encuentren dentro de las poligonales creadas por los consejos comunales.

Atención vamos a darle poder al pueblo, que la dirigencia recuerde lo de Ministerio(s) del PODER POPULAR para. Propicio que realmente seamos revolucionarios no seamos sectarios, ni mucho menos incitadores del burocratismo.

¡Gracias Comanche Chávez por darnos Patria! ¡Nos toca luchar para que sea Socialista!

0426-916.4695 / [email protected]


*Asistente Comunitario. Ingeniero Civil. M.Sc. en Ingeniería Estructural. Docente e Investigador UCV

 


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1947 veces.