¿Volvemos a la época de Acta Mata Votos con la locura de María Corina?

Este jueves se hizo pública una manifestación y una exigencia de los diputados y las diputadas que conforman la alianza opositora en la Asamblea Nacional, en la cual, se percibe con perfecta claridad, el interés (muy empecinado) de esta alianza, por un pronto regreso a la vieja formula de Acta mata voto.

Efectivamente, 14 diputados y diputadas de esta bancada decidieron solicitarle a la Presidenta del CNE eliminar el Sistema de Autenticación Integrado (SAI) y el Sistema de Información al Elector. Para entender esta locura y este esfuerzo por regresarnos fácilmente a la época de “acta mata votos”; utilicemos una práctica muy bien usada en el mundo de la actividad privada y un medio donde realmente no hay compasión con nadie. Si uno acude a un banco a cobrar un cheque, por alguna razón de seguridad; el banco a través de sus cajeros nos obliga a colocar las huellas dactilares en el reverso del cheque. Así, el banco se cuida de entregar correctamente una cantidad de dinero a la persona que aparece en el cheque.

Es fácil de entender esto; el banco utiliza esa práctica para estar seguro que el dinero sale correctamente. Mundialmente creo yo, todos los países cuando ofrecen un pasaporte, solicitan que la persona coloque sus huellas dactilares en el documento. Así, frente a una duda de usurpación de una identidad, se tiene la posibilidad de investigar para ver si la foto y los datos colocados en el pasaporte coinciden con la persona que está en ese momento tratando de usarlo para salir de un país y entrar a otro.

En otras palabras; el procedimiento de las huellas es un antiquísima práctica que no le quita derecho a nadie y genera una información de seguridad sobre un determinado proceso o procedimiento. No “piensa” así Mari Corina Machado. Ella es de la ingeniosa “idea”, que este procedimiento universal y antiquísimo de las huellas es un “acto de intimidación a los electores[i]” y en consecuencia, solicita que se eliminen las captahuellas.

No sé si la familia de María Corina Machado tiene un banco u acciones en uno de ellos, donde frecuentemente se nos solicita colocar las huellas dactilares. Si para un banco es muy buena esta práctica, porqué razón es malo usarla en unas elecciones. Si una persona acude a centro electoral y vota en mi nombre, está usurpando mi identidad y está emitiendo un cheque falso. Desde este lado, se recuerda el dictamen de “acta mata voto” que usaron en su oportunidad los adecos y con los cuales María Corina tiene una identidad de propósito.

Esta justificación de “intimidación a los electores”, si es parte de un programa de la oposición se respeta, pero no creíamos que en ese mundo donde hay mucha sabiduría y querencia por las tecnologías, haya tanto gente ingenua. Evito usar otro calificativo que pueda herir alguna mente brillante de un opositor.

[email protected]

[i] Obsérvese, que en la declaración que tomé del diario Últimas Noticias, Página 19; la Mujer María Corina Machado se rehúsa a usar la condición de “Los electores y las electoras”.

Esta nota ha sido leída aproximadamente 1769 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales




US N /oposicion/a159747.htmlCUS