Oposición y democracia

Para los sectores radicales de la oposición, los principios democráticos están vedados. Sus integrantes apegados a los postulados del capitalismo salvaje, no perdonan irreverencias ni críticas. Aunque se venden como demócratas y pretender ser acérrimos defensores de la libertad de expresión, sólo usan caretas para ocultar el verdadero pensamiento que les corroe. Fascistas de nuevo cuño atacan sin piedad a quien ose denunciar los planes que implementarán si existiera la posibilidad de volver a gobernar a Venezuela.

Las denuncias hechas por algunos voceros que hasta hace poco hacían vida en la Mesa de la Unidad Democrática, revela el carácter sectario, autócrata y perverso del plan de gobierno que aplicarán de regresar al poder. Desmontar los programas sociales, atentar contra el bienestar del pueblo y generar un ambiente de zozobra son apenas algunas de las acciones que implementarán para borrar todo vestigio de igualdad y equidad. El golpe de estado y el paro petrolero constituyen un claro ejemplo del odio que sienten por las clases populares, entonces intentaron imponer un gobierno de facto cuyo propósito era aniquilar los avances que en materia económica y social adelantaba el presidente Hugo Chávez.

El doble discurso, la agenda oculta ratifican el deseo de detentar el poder para vender a Venezuela y con ella, los recursos naturales que proveen de divisas a los programas sociales. Privatizar las industrias básicas, entregar a los grandes capitales la economía del país sólo beneficiaría a los oligarcas que por años usufructuaron nuestros ingresos. Son claras las intenciones de la extrema derecha. Ceder las riquezas al imperio es prioritario para la oposición.

El pueblo no se dejará engañar, el siete de octubre demostrará una vez más la madurez política que ha alcanzado en los últimos años. Derrotaremos el discurso mediático y con ello seguiremos afianzando el camino en la búsqueda de la suprema felicidad. El socialismo nos conducirá al bienestar colectivo, a la redención de los valores éticos y democráticos.

[email protected]


Esta nota ha sido leída aproximadamente 505 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales




Comparte en las redes sociales




US N /oposicion/a150812.htmlCUS