Motor del autobús del progreso se tiró los tres peos de la muerte al disputar la pole position y hay que rempujarlo

¡Capriles no dio la talla, hasta Poleo lo llamó chayota!

Los adecos perdieron su identidad al ser llevados como moluscos para la pieza, cuando se integraron a la MUD.

Igual le ocurrió al resto de partidos que se integraron a la MUD, un diseño norteamericano que a punta de prebendas verdes diluyó los escombros de varios partidos políticos en una cuestión denominada MUD pero, no sin planificar previamente transferir los resultados de la aventura, a favor de Primero Justicia.

Las primarias de la MUD ocurrieron el 11 de abril de 2002, ese día el señor Henrique Capriles cumplió la orden de invadir la Embajada Cubana en Caracas y aunque no logró el objetivo, harto sabido es que lo intentó de todas todas y desde ese momento se convirtió en candidato presidencial del imperio, contra Venezuela.

Pendejos son los demás partidos políticos que en vez de buscar caminos propios se dejan bozalear por la estrategia gringa y la candidatura de Capriles que, lejos de considerar la presidencia de la república, busca es posicionar una alternativa a mediano y largo plazo.

Diluidas AD, Copei y demás siglas políticas, la MUD pasaría a otra etapa del plan gringo: Consolidar a la ultramontana Primero Justicia como alternativa única contra la revolución pero con nuevas siglas.

Sí adecos, copeyanos y etc no se percatan de que ahora ellos sólo son conejillos de indias, que vayan a llorar al valle después porque los gringos no tienen piedad con nadie.

Ya el autobús del progreso se tiró los tres peos de la muerte; con el motor apagado y con los cauchos espichaos, ahí no hay vida.

¡¡¡Quienes sigan rempujando ese bicho tendrán que apretar el coroto bien duro, dudo duro tanto que no les quepa ni una aguja porque también se les puede escapar un suspiro (¡...fssss prtetetrrrrr..t…t..trrrr…¡Puuuum!) ¡fo! y hasta etc!!!

Observación: Una barra de jabón azul está muy cara, los chinos la tienen casi a 9 Bs.

[email protected]


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1257 veces.

Comparte en las redes sociales