El desabastecimiento de la utopía

El presidente de la República, Hugo Chávez Frías, llamó a quienes manejan el Sistema Nacional de Comunicación Popular, Alternativa y Comunitaria a que usen sus cañones comunicacionales para la batalla por la verdad.



Nuestras posibilidades de liberarnos del imperio estadounidense y del sistema capitalista son difíciles pero dialécticamente estamos mejor preparados que en el siglo pasado, es decir nuestro nivel de conciencia revolucionaria es mayor, pero esto no quiere decir que siempre podamos librarnos del daño que causan conceptos mal definidos, análisis mal hechos y hasta de ideas malsanas. Cuando usamos los medios alternativos de comunicación sin una clara conciencia de lo que estamos haciendo, podemos crear confusión y entonces convertirnos en un eslabón abierto al capitalismo, muchas veces sin darnos cuenta.

Gramsci nos dice en forma magistral que la clase capitalista usa la fuerza política e ideológica del consenso. La revolución no es tomar el poder por asalto, ni por elecciones, es imprescindible, convencer, crear conciencia que permitan erradicar las contradicciones ideológicas que el pueblo tiene dentro del sistema capitalista. Esta debe ser una de las funciones de la Prensa alternativa, sino la estamos usando mal.

El desabastecimiento es uno de esos conceptos con el cual no debemos jugar. Ningún revolucionario se puede confundir con esta opción capitalista de desequilibrio. No podemos confundirlo con un partido político. Por ejemplo el compatriota Jorge Mier, nos señala en su artículo "Utopía del desabastecimiento", escrito en Antiescuálido y en Aporrea que:

Desde que el hombre se hizo dependiente del consumo de productos, los cuales no produce por sus propios medios, ni con el sudor y el esfuerzo de su industria y trabajo, el abastecimiento se convirtió en un Partido Político, cuya doctrina de producción, determinó la ideología filosófica del COMUNISMO, cuando los medios de producción están en poder del Estados o del CAPITALISMO, cuando son de propiedad privada…

Hay algo estimado amigo que no alcanzo a entender. ¿Cómo puede el hombre hacerse dependiente de algo que el no produce? Es decir lo que el hombre no produce, está en la naturaleza o no existe. Si está en la naturaleza y el no lo ha producido es sencillamente porque estamos refiriéndonos a otro ser que no es el hombre. Lógicamente, a un animal. Por otra parte ¿cómo puede el abastecimiento o desabastecimiento de una o varias mercancías, conducir al hombre (ahora si, pensante) a conformar una ideología filosófica de tal altura, que se llevó miles y miles de años en nacer (desde la aparición propiamente dicha del hombre) hasta hace apenas menos de dos siglos, cuando ese mismo hombre comenzó a esbozarlo (Comunismo). En lo que respecta al concepto de ideología: es el conjunto de ideas, tendentes a la conservación o la transformación del sistema existente (económico, social, político. ... Marx presenta el concepto de ideología como las representaciones que el hombre se hace de la realidad, ligadas a las condiciones materiales de existencia, las condiciones reales en las que se desenvuelve la vida humana. En otras palabras la ideología para los marxistas– cualquier ideología- es ajena a la voluntad y a la conciencia. Es el resultado espontáneo –automático- que produce toda organización social al reflejarse en la conciencia de sus componentes. Refleja las relaciones sociales existentes y al hacerlo las asienta y las reproduce.

En cuanto a la caída del Imperio romano, existen muchas teorías que exponen una multiplicidad de factores. Uno de ellos pudo haber sido el desabastecimiento. Pero no podemos aceptarlo ni siquiera como una causa secundaria. Imagínese ud, estimado amigo que tengamos que esperar que el imperio capitalista llegue al desabastecimiento para entonces estar seguros de su caída. Este tipo de razonamiento puede llevar a la desesperanza a nuestra gente ya que avala en forma soterrada la forma de pensar de la oposición. Lógicamente yo entiendo que ud quiere dar un grito de alerta, pero hasta los gritos de alerta deben esforzarse en tener un eco de análisis.

Los romanos dejaron de luchar, estimado compatriota, cuando se dieron cuenta de que su lucha era a favor de un grupo elitesco corrupto y despatriado, que no intervenía en las luchas y que ni siquiera pagaba impuestos. No fue ningún desabastecimiento lo que derribó al imperio romano (imagínese un desabastecimiento de más de 500 años) sino la voracidad de sus élites. Creo que es necesario incidir en este aspecto, como una de las luchas principales que debemos enfrentar. El desabastecimiento sólo es una forma, entre muchas que tiene el imperio para tratar de inclinar nuestra revolución. No podemos confundir a nuestra gente, partiendo desde aquí y mucho menos si queremos culpar a "puntas de lanzas" como Mercal (y no pienso que Mercal sea algo del otro mundo). OJO PELAO.

Fíjese que el Imperio Romano efectivamente recurrió a la represión y al terrorismo para protegerse, utilizando ejércitos privados tal como lo está haciendo el imperio capitalista y nosotros somos unas de sus víctimas. Su represión conlleva a la formación de ejércitos privados (mercenarios), los cuales y debido a que este imperio tiene grandes problemas económicos, sociales, políticos, morales y está haciendo un gran esfuerzo para cancelarles y además estas no son sus guerras (de los mercenarios) y los países donde pelean no resultaron ser las "papitas fritas" que el imperio les había prometido, están perdiendo esas guerras. Y ¿qué hace el imperio? Mentir , manipular, robar, invadir, guerrear etc., etc., como una forma de buscar las divisas que necesita.

Le diré esto, estimado compatriota, no tanto como anécdota sino como la verdad que los propios estadounidense han comenzado a vivir: los que defendieron los pasos del Pirineo contra la llegada de los primeros bárbaros a la Península (vándalos y alanos) fueron ejércitos privados, LAS FUERZAS DEL IMPERIO ROMANO ESTABAN LUCHANDO UNA GUERRA CIVIL.



El desabastecimiento, estimado compatriota, tampoco tuvo nada que ver en la caída del imperio mongol. Durante el reinado de Kublai Kan, el imperio empezó un proceso de división en varios Kanatos más pequeños. Kublai se dedicó a la guerra contra la dinastía Song, consiguiendo el dominio sobre China,y a la region le llamó Manzi, mientras que los Kanatos occidentales iban separándose progresivamente.

La rivalidad entre las tribus (producida por el complicado proceso de sucesión, el cual paralizó dos veces operaciones militares importantes y remotas como las de Hungría y Egipto, desbaratando campañas que se anunciaban victoriosas) y la tendencia de algunos kanes a beber en demasía, léalo bien, a beber (¿se le parece a alguien?) hasta el punto de producirles la muerte (como fue el caso de Kuyuk), causó crisis sucesorias que aceleraron la desintegración del Imperio.

Por otra parte, un revolucionario, y estoy seguro de que ud lo es, sabe que Fidel Castro no tiene “su comunismo” (este es otro concepto que estamos usando mal) y que además este “comunismo” tampoco está estigmatizado por la limitación del pueblo cubano en conseguir “Productos”, o ALIMENTOS . Y otra cosa que podemos observar, según su análisis, es que Cuba ha sido la única nación que no ha caído por “desabastecimiento”, a bueno, tal vez sea porque Cuba no es un imperio. El desabastecimiento en nuestra revolución tiene sus causas, ud y yo las conocemos y también sabemos que no son suficientes para tumbarla. Debemos tener cuidado y en eso estoy de acuerdo con ud., son golpes que le lanzan al alma de nuestra revolución, pero para eso estamos nosotros, para impedir que sea tocada.

Ningún pueblo en Europa tuvo el desabastecimiento (de alimentos) como causal de rendición, a menos que haya sido, el desabastecimiento de armamentos de guerra. En cuanto a España, me gustaría saber que opinaría un patriota español, cuando se le diga que su patria cayó porque las bodegas de vino suspendieron el suministro del mismo.

Hay un punto que creo no sólo aclarar, sino concientizar a nuestra gente. Por ejemplo MERCAL. Si ud estimado compatriota, hace un balance y un razonamiento sobre el ”desabastecimiento”, colocándolo como causa primordial de la caída de los grandes imperios que han existido en nuestro mundo, también debe estar claro en la fuerza que representa (el desabastecimiento) para aquellos que se oponen a nuestro proceso revolucionario. Es probable que haya ineficiencia y corrupción en ese organismo, yo no lo dudo, pero el simple echo de que este organismo sea una punta de lanza de nuestra revolución, es suficiente para que las fuerzas imperiales incidan sobre Mercal, tratando de quebrantar su columna vertebral. Piense en la fuerza descomunal de Fedecámaras, echando pulso con MERCAL. Entonces MERCAL debe tomar ciertas precauciones, como las de exigir requisitos para obtener divisas. La contrarrevolución siempre ha vivido de esos dólares y busca desesperadamente como obtenerlos. No podemos hacerles el juego. Que algunas personas de buena voluntad pudieran ser afectadas,por supuesto, entonces nuestra opinión debe estar dirigida en tratar de resolver esos casos e ir directamente hasta las propias puertas del desabastecedor, con la verdad, con nuetra decisión de lucha y con nuetra firmeza para enfrentarlo. Creo firmemente en que nuestra revolución hará lo que tiene que hacer.

Por lo demás, creo que no debemos ser tan radicales, decir que el imperio faraónico se desplomó cuando faltó la piedra caliza, es como tratar de encerrar 5 mil años de extraordinaria historia, en un pergamino, escribiendo con tiza mojada. Y además darle un mensaje equivocado a nuestra gente

Un abrazo y un saludo revolucionario

[email protected]

Esta nota ha sido leída aproximadamente 4032 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales


Luis Díaz


Visite el perfil de Luis Díaz para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.



Comparte en las redes sociales




US Y /medios/a51169.htmlCUS