Su concreción en las operaciones encubiertas y en las fuerzas especiales

Los EE.UU. como Estado Forajido (Parte I)


I.- GOBIERNO DE SOMBRA EN LOS EEUU


El Estado burgués norteamericano viene sufriendo un proceso de descomposición, acentuándose sus rasgos corporativos, donde los monopolios vinculados al lobby petrolero, a los emporios mediáticos y al complejo militar-industrial, son en la sombra el verdadero gobierno.

En este contexto sobresale el OUTSOURCING DE INTELIGENCIA donde se transfieren las responsabilidades de defensa y seguridad a unas cuantas empresas privadas, generándose lo que se conoce como privatización de la guerra, externalización de los servicios de inteligencia. Los fundamentos de esta denuncia, no es obra de movimientos revolucionarios o elaboración de sectores intelectuales identificados como de izquierda, sino que proviene de investigadores y periodistas norteamericanos preocupados por la emergencia del ESTADO FORAJIDO.

En el caso concreto de la colonización del Estado por parte de las corporaciones del complejo industrial-militar, autores como Tim Sorrock en su texto “Alquiler de Espía”, JB Hillhouse en el ensayo sobre “Subcontratado”, el periodista investigativo Jeremy Scahill en su libro “Blackwater: El ascenso del ejército mercenario más poderoso del mundo”, al igual que  Nick Turse en su trabajo El Complejo: Como los militares invaden nuestra vida cotidiana”, ( estos trabajos pueden ser bajados de Internet ) vienen denunciando en sus investigaciones la externalización o terciarización de los servicios en las diversas agencias  de la Comunidad de Inteligencia (IC) de los EEUU, sumado a la privatización de la guerra y la militarización de la vida cotidiana como indicadores de la cultura de la muerte.


También estos autores tienen sitios web donde sistematizan esta área temática, por lo que recomendamos aparte de sus libros, investigar en 5 de los espacios donde escriben en la red:

  1. 1.- TheSpyWhoBilledMe.com,
  2. 2.-Timsorrock.com,
  3. 3.-www.democracynow.org/
  4. 4.-Nickturse.com, 
  5. 5.- Tomdispatch.com

Al lado de la denuncia de estos autores, en Julio de 2010 aparecieron en el The Washington Post, una serie de artículos sobre la comunidad de inteligencia de los EEUU escritos por periodistas investigadores Dana Sacerdote y Willian Arkin, con el título “Top Secret America” donde se confirma el proceso de privatización y externalización del servicio secreto a través de la subcontratación u outsourcing con las grandes empresas del complejo industrial-militar y los emporios mediáticos.

Los referidos periodistas, presentan diversos indicadores del proceso de subcontratación que refleja el crecimiento sin control de la Comunidad de Inteligencia y su incidencia en la legitimidad institucional, ya que se trata de un “gobierno en la sombra”.

En el artículo "Un mundo oculto, creciendo fuera de control" señalan: 

  • En la Comunidad de inteligencia de los EEUU se emplean 1.931 empresas privadas en tareas de seguridad.

  • Mas 854.000 personas están autorizados para trabajar el área de seguridad .

  • El costo anunciado públicamente del sistema de inteligencia de EE.UU. es "$ 75 mil millones, dos veces y media el tamaño que tenía el 10 de septiembre de 2001.

  • Desde septiembre de 2001, 33 complejos de edificios para labores de inteligencia están en construcción o se han construido. La superficie total es de aproximadamente 17 millones de pies cuadrados, lo que equivale a cerca de tres pentágonos o 22 edificios del Capitolio de EE.UU.

  • Se interceptan y almacenan millones de llamadas telefónicas, correos electrónicos, artículos de prensa, noticias, etc.

  • Los analistas dentro de las agencias publican unos 50.000 informes de inteligencia cada año.

Con los aportes que brindan estos autores en sus textos y en sus sitios web, podemos desarrollar un estudio profundo de las nuevas connotaciones de la estrategia imperial, conocer sus contradicciones subyacentes y los intereses en juego.

Particular importancia tiene el nexo entre el outsourcing y el conjunto de operaciones políticas y militares, como privatización de la guerra.

En este contexto cobra relevancia las operaciones encubiertas y el empleo de fuerzas especiales como rasgos distintivo de la estrategia militar empleada por los EEUU en la actual coyuntura histórica.

En tal sentido, nuestro trabajo se dirige a poner en evidencia como este proceso forma parte del síndrome del ESTADO FORAJIDO, concretado en el “gobierno de sombra” de Obama.

Surgen en consecuencia, un conjunto de tareas para el movimiento revolucionario mundial:

a.- En el terreno ideológico - cultural debemos impulsar una campaña comunicacional y educativa sobre las múltiples implicaciones que posee la subcontratación con los monopolios de la industria militar en los EEUU.

b.-Definir líneas de investigación que reconstruyan la realidad subyacente de la injerencia del complejo militar-industrial:

  • Descomposición del sistema político norteamericano, conflictos interinstitucionales.
  • Violación de los derechos humanos
  • Corrupción generalizada
  • Impunidad de los crímenes de guerra
  • Profundización de la enajenación y las conductas psicóticas del militarismo en EEUU .

c.- Desmontar críticamente la ficción democrática norteamericana, la cual a menudo se vende como ejemplo a seguir.

Las líneas que siguen es una contribución a la crítica que pone en cuestión la estafa democrática en los EEUU y devela la verdadera naturaleza del régimen norteamericano. En tal sentido, conocer con propiedad las tácticas y los procedimientos implementados en la estrategia intervencionista del imperio, fortalece  la capacidad de respuesta de los pueblos que luchan por su liberación.

II.- SISTEMATIZACION DE LA CONCEPCION MANUALESCA UTILIZADA EN LA ESTRATEGIA IMPERIAL.

Desde al año 2008 elaboramos diversos documentos y ensayos donde  hemos reseñado las características de las formas de intervención militar de los EEUU en la última década ( La actual estrategia imperial: The outsourcing intellygence .Enero 2010 ) destacándose la articulación de la inteligencia tecnológica, las operaciones psicológicas y las actividades encubiertas con fuerzas especiales, tal como puede ser sintetizado de la lectura del  FM 3-24 . US Army Field Manual elaborado por David Petraeus, ex - comandante de las fuerzas intervencionistas en Afganistán y actual director de la CIA .

 

 En este manual el imperio trata de adecuar las tácticas y las estrategias sobre las bases de las lecciones que surgen de las derrotas que han sufrido:

  1. Recoge el “síndrome de Vietnam”, donde el pueblo norteamericano y la opinión pública mundial rechazó la intervención yanky. Particularmente en el caso de los ciudadanos norteamericano tal comportamiento estuvo influenciado por el número de bajas ( muertos, heridos, desaparecidos, neuróticos de guerra ), lo prolongado del proceso y la incertidumbre sobre el final de la guerra prolongada, proceso este que deslegitimó la escalada guerrerista del pentágono e hizo pagar un alto costo político a la élite gobernante. De allí la necesidad político-ideológica de darle otro marco justificativo a las intervenciones, agresiones o invasiones, donde no se comprometiera indefinidamente el empleo de grandes cantidades de tropa y sin violar abiertamente los dispositivos legales y el apoyo de la opinión pública.
  2. La naturaleza de las mayorías de los conflictos en la postguerra, son de resistencia locales con raíces sociales, étnica o nacionales, luchas focalizadas territorialmente, pero con un enemigo invisible y escurridizo donde se expresan variadas formas de lucha, con predominio de la guerra de guerrilla. Estas características inutilizan las formas convencionales de guerra, con el empleo de armas tradicionales basadas en el volumen de fuego y gran despliegue de tropas.
  3. Los justificativos de las intervenciones o invasiones dejó de ser el peligro comunista, siendo sustituido por la lucha contra “terrorismo y el narcotráfico”, la defensa de la democracia y la libertades o en algunos casos “ guerras humanitarias” para salvar vidas, como fue argumento para agredir a Libia o para acusar también ahora a Siria.
  4. La intervención unilateral se deja como último recurso, pero en general se trata de darle legitimidad institucional para actuar bajo el mandato de la comunidad internacional o a través de múltiples alianzas.
  5. De igual forma, en este marco doctrinario, se trata de copiar los procedimientos y tácticas empleadas por la insurgencia, manejar el terreno para imponer el control territorial, sacarle partido a algunas costumbres y tradiciones, aprovechando las diferencias étnicas, culturales o religiosas
  6. Los conflictos de baja intensidad, se asocian también a la doctrina de las “guerras preventivas” surgida después del 11 de Septiembre, dirigidas a conjurar con antelación los estallidos revolucionarios, defender gobiernos títeres, derrocar mandatarios progresistas o intervenir en países que tienen posturas nacionalistas. En este contexto se emplean diversas estrategias  políticas y diplomáticas de aislamiento, económicas con bloqueos y restricciones, militares como asesorías, entrenamiento, dotación de armamento e intervención directa.

Los anteriores postulados  del manual FM-3-24, en estos momentos, se han venido aplicando tanto en Libia como en los actuales acontecimientos en Siria, traduciendo sus líneas maestras a contexto específicos, pero como todo manual se puede predecir sus desarrollos prácticos.

En tal sentido, debemos valorar adecuadamente algunas de sus orientaciones más puntuales, entre las que están:

a.- Intentos de conceptualización de la guerra asimétrica o guerra de resistencia desarrollada por los pueblos que luchan por su liberación. En el manual se reconoce y se analiza en detalles  esta modalidad de lucha y su rol en la neutralización del poder de fuego concentrado o masivo empleado por fuerzas armadas convencionales, así como también inutilizar la tecnología asociada a la contraguerrilla tradicional .

b.- Reconoce la importancia del contexto socio-cultural y las especificidades locales y nacionales, por lo que intentan dar respuestas concretas a situaciones singulares. Esto permite trabajar los conflictos inter-étnico y las diferencias regionales.

c.- Asume como básico el control territorial y el dominio de corredores estratégicos, donde se incluye el manejo ofensivo de pasos fronterizos, justificando el empleo de operaciones “extraterritoriales” , para localizar fuerzas oponentes, infiltrar fuerzas especiales, suministrar armas y construir bases de apoyo para intervenciones mayores.

d.- Desarrolla la doctrina de operaciones conjuntas con un mando único.

 e.- Localización y muerte de los líderes insurgentes, empleando la inteligencia tecnológica y los aviones no tripulados: drone o Predator

f.- Tercerización o privatización de una serie de servicios, donde se incluye desde el apoyo logístico, las comunicaciones, el transporte hasta la inteligencia y las operaciones psicológicas

g.- Búsqueda de apoyo o adhesión de la población a través de operaciones psicológicas, utilizando las distorsiones informativas y manipulación de percepciones.

j.- Formación y Estabilización de organismos de fachada para la transición, estructuración de  un gobierno aliado que permita traspasar las responsabilidades de la seguridad interna y permita una retirada honrosa. Esfuerzos en la formación de fuerzas militares y policiales, para tal relevo.

Con ambas caracterizaciones del Manual FM 3-24, hemos elaborado el decálogo del Plan de Acción Intervencionista que se inspira en esta concepción manualesca:

I.- Profundizar las contradicciones interna y explotar las diferencias étnicas-culturales del país a intervenir

II.- Organizar a los actores oponentes en lo interno y en el exterior: comité de transición, grupos de apoyo, ONG defensoras de los derechos humanos, ejército de salvación nacional.

III.- Promover el desgaste político-electoral y las tácticas fraudulentas, para profundizar los déficit de legitimidad y de gobernabilidad. Desarrollo en profundidad de las OPSIC.

IV.-Incentivar paros y movilizaciones de calle, empujando la conflictividad social para convertirla en un vector de la acumulación de fuerza en lo militar. Eslabonar las formas de lucha y organización: de los reclamos pacíficos y legales a la acción directa o lucha de calle violenta, de allí a las acciones armadas, conformando estructuras de ejércitos que puedan librar combates de envergadura como la toma de instalaciones, barrios o áreas urbanas, que aparecen como "zonas liberadas".

V.- inducir deserciones y divisiones en las fuerzas en el poder: salto de talanquera por parte de diplomáticos, militares, funcionarios gubernamentales.

VI.-Construir corredores fronterizos y promover operaciones extraterritoriales.

VII.- Ejercer el control territorial en algunas ciudades o regiones que sirvan de base de apoyo y fortalezcan tendencias separatistas

VIII.- Impulsar el aislamiento internacional del gobierno a derrocar, bajo acusaciones de crímenes de lesa humanidad, denuncias en las Comisiones de derechos humanos, elaboración de expedientes ante la Corte Penal Internacional, sanciones en la ONU.

IX.- Infiltrar y posesionar los equipos de fuerzas especiales.

X.- Entrenar y dotar de armamento, al igual que apoyo logístico a las fuerzas oponentes.

Estas 10 líneas del decálogo imperial, para nada son asumidas abiertamente, sino que  se desarrollan clandestinamente y forman parte de un sinnúmero de operaciones encubiertas que violan la legalidad internacional, la soberanía y la autodeterminación de las naciones, la Convención de Ginebra y el Código Militar, hasta anular la Quinta Enmienda que protege a los propios norteamericanos.

Manteniendo las mismas líneas de investigación documental, sustentadas en fuentes abiertas de información, vamos a profundizar la reseña de algunas aristas político-militares que son el núcleo operacional de este decálogo. Igualmente vamos a evaluar sumariamente su aplicación en Libia y su concreción actual en Siria, sistematizada como una seria amenaza para Venezuela, en particular, deben ser considerada en la agenda del imperio para una salida no electoral o “PLAN B” de cara a los comicios del 7 de Octubre y sus derivaciones en la coyuntura post-electoral.

III.- OPERACIONES ENCUBIERTAS Y NEGACION PAUSIBLE: LAS COARTADAS DEL TERRORISMO DE ESTADO.

La administración de Obama ha potenciado las formas encubiertas de intervención, impulsando un accionar clandestino de fuerzas paramilitares, siendo este un aspecto predominante puesto en práctica por las fuerzas yanky en las guerras asimétricas o guerras no convencionales, ya sean de contrainsurgencia o en planes desestabilizadores contra gobiernos que mantienen posturas nacionalistas o impulsan procesos revolucionarios. Estas  operaciones pueden incluir acciones tales como el asesinato el sabotaje la extorsión , el apoyo a grupos electorales o subversivos, la creación de rumores, la explotación de catástrofe naturales, la tortura , el uso del fraude electoral  .

Estas actividades en la nueva estrategia imperial se le conoce también como operación negra (del inglés: Black Operation, o también Black Ops en plural) siendo una actividad que generalmente comprende acciones catalogadas como clandestinas y fuera del  protocolo militar, siendo una práctica contra  la legalidad internacional y la soberanía nacional. Un factor clave  es que se lleva a cabo con gran secreto, en muchos casos sin dejar rastros, ni registros oficiales .

Una operación encubierta o "Black Ops" es una operación planeada y ejecutada para ocultar la identidad de su autores, tratando de obviar las consecuencias políticas y legales de ella.  Puede ser conocida después de su ejecución, pero la responsabilidad no será rastreada ni menos probada.

Por el costo político interno y el desgaste en el escenario internacional, los EEUU no asumen la autoría de las operaciones encubiertas y cuando estas resultan públicas o son fallidas, acuden a la DOCTRINA DE LA NEGACION PAUSIBLE.

De allí la importancia de caracterizar el uso y abuso de la negación plausible utilizada en diversa ocasiones por el imperio:

  • Negación plausible es un concepto jurídico y se refiere a la falta de pruebas que acrediten una denuncia. Si no hay pruebas irrefutables  se puede "negar plausiblemente", a pesar de que puede ser cierto.
  • De manera general, "negación plausible" también puede aplicarse a cualquier acto que deja poca o ninguna evidencia .
  • Tratar de evadir la no responsabilidad de los Estados Unidos en las operaciones encubiertas fue el propósito original  de la llamada doctrina de la "negación plausible".  
  • En el caso de que las Black Ops   se hagan públicas, los funcionarios de alto rango pueden negar cualquier conocimiento de tal acto o ninguna conexión con los agentes utilizados para llevar a cabo tales actos. 
  • De Rutina los diversos organismos de la Comunidad de Inteligencia emiten una denegación general de una acción, destruyen u ocultan las pruebas para evitar un proceso penal.
  • La responsabilidad del imperio en las Black Ops  se hace difícil de precisar, por el sofisticado sistema de vaguedad institucional y por las explicaciones que se dan plenas de  significados ambiguos o alegórico, sobre todo para eludir la censura política..
  • Por ello las operaciones encubiertas o Black ops encajan en la negación plausible, equivalente a darles licencia para actuar de forma independiente o promover un clima de impunidad

IV.- PAPEL DEL SERVICIO NACIONAL CLANDESTINO (NCS) DE LA CIA Y DEL COMANDO CONJUNTO DE FUERZAS ESPECIALES (JSOC) EN LA NUEVA ESTRATEGIA MILITAR.

La estrategia militar que actualmente ejecuta los EEUU, se sale del patrón convencional donde predominan  los tradicionales desembarcos de marines, despliegue de grandes contingentes de tropas y el empleo de alto volumen de fuego. Ahora en su lugar se desarrollan acciones con fuerzas especializadas en las Black ops,  empleando contingente  de  paramilitares de la CIA que se activan en el Comité Nacional Clandestino (NSC), más específicamente en la División Especial de Actividades, a lo que hay que sumarles los efectivos del Comando Conjunto de Fuerzas Especiales ( JSOC ) .

A continuación vamos a describir como se conjugan estos componentes de fuerzas en los planes de agresión que desarrollo el imperio en todo el mundo:

1.- El Servicio Nacional Clandestino de la CIA.

En el seno de la CIA existen diversas instancias operativas, siendo una de ellas el Servicio Nacional Clandestino (NCS), el cual tiene como fuerza motriz la División de Actividades Especiales, en inglésSpecial Activities Division (SAD), la cual actúa como brazo militar de la CIA responsable de llevar a cabo operaciones encubiertas o clandestinas, entre ellas, las paramilitares.


Esta División de Actividades Especiales (SAD) y, más concretamente, su élite Grupo de Operaciones Especiales (SOG) son empleadas en diversas operaciones encubiertas. El dúo SAD / SOG son los brazos ejecutores de operaciones políticas y militares del Comité Nacional Clandestino ( NSC) de la CIA, en tal sentido, se encargan de tareas no convencionales que van desde montar un fraude electoral hasta organizar sabotajes y asesinatos, es decir son los ejecutores del decálogo que esbozamos anteriormente, como parte sustantiva del Plan de Acción Intervencionista.

En tal sentido, la División de Actividades Especiales es la responsable de las operaciones para-militares encubiertas, evitando que el gobierno de los EEUU sea asociado a tales acciones.

En términos funcionales, la SAD se divide en dos equipos de trabajo:

A.- Hay un grupo de tareas que asumen las actividades políticas encubiertas, donde se promueven organizaciones como “franquicias” o estructuras artificiales, penetran grupos o partidos tradiciones, coptan a sus dirigentes, capacitan los cuadros de relevo, reclutamiento y entrenamiento de las fuerzas paramilitares locales o nacionales. También desarrollan acciones en el campo económico como son los paros, rumores y alarmas para producir corridas financieras, provocan desabastecimientos. Todo lo anterior, catalizado por operaciones psicológicas y manipulaciones mediáticas. Este Grupo de Acción Política dentro de la División de Actividades Especiales lleva a cabo operaciones psicológicas, también conocidas como propaganda negra. Esto podría incluir el apoyo financiero a favor de algunos candidatos, apoyo técnico para las relaciones públicas, campañas de publicidad y otros medios de acción directa. mecanismos para la formación y el desarrollo de las opiniones implica el uso encubierto de propaganda. La propaganda incluye folletos, periódicos, revistas, libros, radio y televisión, Ellos pueden emplear a agentes para trabajar como periodistas, reclutar  agentes con influencia, operar las plataformas de los medios de comunicación, diseminar ciertas historias o información en lugares donde se espera que saldrán a la luz pública o tratar de negar y/o desacreditar la información que es de conocimiento público, con rumores, chismes

La SAD ha sido empleada cuando se ha considerado conveniente disponer de la  negación plausible  sobre el apoyo de EE.UU a planes desestabilizadores  o Black ops .

B.- El otro equipo denominado Grupo de Actividades Especiales (SOG) es dentro de la SAD responsable de las operaciones paramilitares. Este grupo como unidad elite, está considerada como la fuerza más secreta  de operaciones especiales de Estados Unidos. Desde el ángulo militar, conforman grupos para-militares que se encargan de generar disturbios, realizar asesinatos selectivos y sabotajes de distintas naturaleza, igualmente desarrollan acciones más ofensivas como ataque a instalaciones militares.

La SAD está formada por ex - miembros del Comando Conjunto de Operaciones Especiales (JSOC): DELTA FORCE, SEAL Team Six de la marina, Boinas Verdes, Rangers

Son estrenados en todo los sistemas de armas, lucha cuerpo a cuerpo, submarinismo, paracaidismo, sobrevivencia, escape, comunicaciones y combates nocturno.

Esta fuerza especial de la CIA ha venido operando desde hace ya décadas y son conocidas sus intervenciones como la de Corea, Vietnam, Laos, Camboya, El Salvador, Guatemala, Colombia, Mexico, Honduras, Bosnia, Serbia, Kosovo, Somalia, Afganistán,Pakistán, Irak,Siria.

En el libro de George Tenet “El centro de la Tormenta” (2001), este narra como el derrocamiento de los talibanes en Afganistan fue obra de más de 100 agente de SAD,360 soldados de fuerzas especiales y otros tantos del Comando Conjunto de Operaciones Especiales (JSOC), sin emplear fuerzas convencionales en su fase inicial.

2.- EL ROL PROTAGÓNICO DEL COMANDO CONJUNTO DE OPERACIONES ESPECIALES (JSOC) .


Otro aspecto a destacar en el nuevo enfoque militar yanki es el  papel que adquieren las fuerzas especiales y fuerzas de despliegue rápido aerotransportadas, integrando un solo equipo para operaciones encubiertas.

Los reporteros del Washington Post Dana Priest y William M. Arkin, en el artículo “Top Secret America: Una mirada en el Comando Conjunto de Operaciones de Fuerzas Especiales”, también describen la relevancia y crecimiento que han tenido las fuerzas especiales en los últimos años:

“Creado en 1980, pero reinventado en los últimos años, el JSOC ha crecido de 1.800 soldados antes de la 9.11 a tantos como 25.000, una cifra que fluctúa de acuerdo a su misión. Tiene su propia división de inteligencia, sus aviones propios y aviones de reconocimiento, incluso  sus propios satélites.”

“ …el Comando de Operaciones Especiales (JSOC) se mantiene en un nivel medio de la oscuridad que ni siquiera la CIA maneja. La unidad recibe órdenes directamente del presidente, del secretario de Defensa y es supervisado por una cadena militar de mando único. El Núcleo de JSOC incluye la Fuerza Delta del Ejército, el equipo de la Marina SEAL 6,  160a Especiales del Ejército de Operaciones del Regimiento de Aviación, y el Regimiento Ranger 75.

El JSOC planifica y lleva a cabo ejercicios conjuntos de operaciones especiales, como ya vimos integrando al SOG de la CIA En las fuerzas armadas de los EEUU son responsables de las misiones especiales: ejecución, planificación, entrenamiento, tácticas de operaciones encubiertas, donde se incluye como vimos el sabotaje, asesinatos selectivos, entrenamiento de paramilitares, ataque a instalaciones militares.

Unidades JSOC han estado involucradas en actividades encubiertas en diferentes partes del mundo y  se le atribuye la ejecución de la Operación Lanza de Neptuno, donde dieron  muerte de Osama bin Laden en el 01 de mayo 2011.

Alrededor de estas fuerzas se han formado verdaderos mitos, alimentados mediáticamente por la "Rambomanía" y a pesar de su carácter secreto existe bastante literatura donde se hace una apología sobre sus hazañas, que no es otra cosa que la cultura de la violencia y la muerte técnicamente organizada. Para una muestra presentamos la solapa de algunos textos:

 

Por supuesto como maquinaria bélica, no se trata de la literatura que se reseña en los referidos libros, ya que existe una larga lista de actividades encubiertas desplegadas por estas fuerzas especiales, que han dejado una estela de sufrimiento y dolor por las muertes, heridos, mutilados, disociados psicóticos que han generado en diversas partes del globo. Desmontando la mitificación de tales fuerzas ( llámese Ranger, Boinas Verdes, Seal Team Six, Delta Force ), es necesario examinar brevemente algunos pormenores de su accionar, membrecía y organización, tal como lo haremos en la Parte II de este trabajo. Se trata de una alerta temprana sobre la amenaza que significan para nuestro proceso revolucionario, ya que el proceso desestabilizador donde se nos intenta aplicar el decálogo del PLAN DE ACCION INTERVENCIONISTA  lleva aparejado un conjunto de operaciones encubiertas en el plano político y militar, planificadas y ejecutadas tanto por el Comité Nacional Clandestino ( NSC) de la CIA como por el  Comando Conjunto de Operaciones Especiales (JSOC) .


Esta nota ha sido leída aproximadamente 4474 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales


Carlos Lanz Rodríguez


Visite el perfil de Carlos Lanz Rodríguez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.



Comparte en las redes sociales



Carlos Lanz Rodríguez


Notas relacionadas

US Y /internacionales/a148007.htmlCUS