El Acidito

El PAN y la izquierda mexicana se derrumbaron

El Partido Revolucionario Institucional (PRI), mando en México durante 71 años seguidos hasta el 2000, cuando la población lo castigó en las urnas cansada de los escándalos de corrupción y el autoritarismo, colocando en la Presidencia a Felipe Calderón apoyado por el Partido de Acción Nacional (PAN). Situación similar se presentó en nuestro país cuando en el año 1998 producto de la crisis económica y la alarmante corrupción de los partidos tradicionales, llegó a la presidencia Hugo Chávez, siendo hasta ese momento AD el denominado PRI venezolano porque el poco tiempo que no tuvo la presidencia ostentaba mucha influencia en las decisiones del Poder Ejecutivo.

El pueblo mexicano con grandes esperanzas en los cambios, llegó a este 2012 viendo más de lo mismo, aunque muchos manifiestan que Calderón tenía buenas intenciones pero su equipo de gobierno estaba conformado por una gran cantidad de corruptos que produjeron su declive y la vuelta al poder del partido que durante tanto tiempo gobernó México.

El candidato del Partido Revolucionario Institucional (PRI), Enrique Peña Nieto, ganó las elecciones de este fin de semana en México, sobre el candidato de izquierda, Andrés Manuel López Obrador, “identificado con el Presidente saliente Felipe Calderón”.

Enrique Peña Nieto devolvió el poder a su controvertido PRI, visto como el culpable de todos los males del país.

La campaña de Peña Nieto fue muy light, no lanzó propuestas realmente novedosas para atacar los principales problemas de la nación como la seguridad pública y el bajo crecimiento económico, pero firmo ante notario sus compromisos, con lo que consolidó una imagen de funcionario confiable, situación bastante atrevida porque los políticos nos tienen acostumbrados a que ofrecen y no cumplen, pero con este acto puso a pensar a los indecisos.

Aparentemente la denominada transición, que condujo Felipe Calderón, donde los ciudadanos buscaban un cambio, fracasó.

El Presidente planteo una férrea lucha contra las dogas, pero fracasó porque en México como en gran parte del mundo pueden más las mafias de las drogas apoyadas por las potencias capitalistas que la mejor intención de sus gobernantes, porque la droga tiene las manos metidas en todos lados. Dicen que con esta lucha Calderón descuido lo que si le hubiese dado frutos, la seguridad de los ciudadanos y la situación económica del país.

El PAN, en estos 12 años de gobierno, perdió la oportunidad irrepetible de cambiar la historia, no lo hizo, y según las denuncias que se han tejido luego de las elecciones de este fin de semana es que pactaron con el PRI, tras bastidores para que Enrique Peña Nieto sea el nuevo Presidente de México.

Las televisoras mexicanas y los empresarios se encargaron de meter en el inconsciente del colectivo la idea del peligro inminente que Obrador representaba.

En Venezuela con AD y Hugo Chávez se ha dado algo similar, pero a pesar de la semejanza, estamos seguros que lo que acaba de pasar en México no se repetirá en Venezuela en Octubre, y Hugo Chávez saldrá nuevamente victorioso. 

Email: [email protected]


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1428 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales


Reinaldo Silva


Visite el perfil de Reinaldo Silva para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.



US Y /internacionales/a146214.htmlCUS