¿Por qué no avanza la creación de las comunas?
- www.aporrea.org
- www.aporrea.org/actualidad/a152679.html
Reflexionando sobre lo que todo el país vio en la reciente transmisión que el ciudadano Presidente Comandante Hugo Chávez planteó a sus ministros y trabajadores de los distintos entes del estado, cabe que todo el que viva esta revolución y transición al socialismo, se plantee la pregunta: ¿Por qué no avanza la instauración de las comunas socialistas?

Entendiendo que el concepto de Comunas Socialistas implica que “es un organismo que tiene vida propia y se alimenta por sí misma por su proceso endógeno”, que esta sustentado en su esencia por la convivencia en igualdad de condiciones y en transversalidad de relacionamiento humano de los individuos que la componen, estas entidades tienen como fin último, entre otros, la consolidación de la soberanía alimentaria, la consolidación de la verdadera democracia socialista y el blindaje de la población contra los mecanismos capitalistas de explotación, exfoliación, marginación y dominación, incluyendo la cultural.

Es justamente, en este ultimo punto que se encuentra, bajo mi punto de vista, el secreto de lo que se logra, se deja de lograr y cómo se logra. La sistematización de los proyectos que ha proyectado, ejecutado e implementado el Gobierno Revolucionario carecen de una cultura; la cultura de PLANIFICACIÓN Y SEGUIMIENTO. Es decir, cada ente del aparato gubernamental realiza los proyectos de forma individualista y excluyente, que al final se traducen en la instauración de nichos u oasis totalmente aislados y tan débiles frente a la gran estructura capitalista que lo rodea y al final sucumbe ante las anticultura instauradas por el demonio del capitalismo en cada ser humano; el egoísmo y la rapiña. Es cierto, como decía el comandante, no se están obteniendo los resultados en función al objetivo medular, que es “transformar la realidad que ha implantado el capitalismo” a lo largo y ancho de nuestra patria, que es la pobreza, la miseria, la anarquía, la explotación, la degradación de los valores y la sumisión de un pueblo ante el “Don”. Es la falta de cultura de trabajar en equipo, de someternos a una planificación que integre las herramientas, fortalezas, destrezas, habilidades, poder y voluntades de todos los servidores del pueblo. Antes mal, tenemos una anticultura de ser individualistas, egoístas, ego centristas, que aunque estoy seguro que muchos hacemos esfuerzos por superar la mayor de las veces se imponen en nuestro accionar.

La Planificación es requerida para que cualquier proyecto que se emprenda pueda cristalizar los objetivos planteados, de forma macro y micro, siguiendo una metodología y aplicándola rigurosamente a todo lo que se proyectó. Así, se puede obtener un avance significativo en toda obra. Pero cuando digo que se carece de Planificación y Seguimiento, No me refiero a la planificación en sí de la obra de las plantas, de los edificios y casas, de las refinerías, de los trenes, de las carreteras, etc., no, porque se sobreentiende que para ejecutar esas empresas que se han culminado, hubo una planificación de ingeniería y arquitectónica, y quizás urbana. Me refiero a la Planificación Macro, a la planificación que incluye la interrelación y participación obligatoria de todos los entes del estado en la realización y obtención de los objetivos supremos, que están plasmados en los planes socialistas de la Nación, que igualmente, es una mesa de dos patas si no incluye la participación de la población como ente transformador de su realidad. Esa planificación a que hago referencia es la que impone los objetivos transversales en todo lo que emprende el Gobierno, que no son otros que los verdaderamente socialistas de erradicar la cultura capitalista impulsando las comunas como eje, base, columna central pues, de la Revolución Socialista. Pero…, que baile que nunca falta un pero, esa planificación debe estar acompañada -y es mandatario que sea así- por El Seguimiento, entendiéndolo no como el intrínseco en la ejecución de la planificación, sino el que se aplica de manera superlativa y con el que se pueden detectar en el presente y en el futuro las desviaciones del curso de los proyectos en la táctica de la ruta de ejecución, ya que la planificación por si sola no garantiza el éxito de lograr el verdadero objetivo, que obviamente no es culminar las obras físicas, no.

Así pues, que es imperante la necesidad que todos los involucrados en las gerencias (niveles altos, medios y bajos) de los incontables proyectos que realiza el Gobierno Bolivariano a lo largo y ancho de nuestra patria tengan o respondan a una Planificación Macro, que traduzca en sus objetivos materiales y transversales lo planteado en los planes socialistas de la nación (PPSN y SPSN, el que culmina y el que esta por comenzar) y que sean sometidos bajo un estricto seguimiento y control, inclusive más allá de su culminación física. Bajo la tutela de esta Planificación Macro, deben estar las planificaciones de ingeniería para todas y cada una de las obras, también con su plan de seguimiento y control. Quiero enfatizar que este planteamiento trata La Planificación como el plasmado de forma científica y técnica de los Planes de la Nación.

La única forma de impulsar la creación, la instauración, la siembra de las bases del socialismo no es otra que la creación de las comunas; instrumento de organización y de verdadero empoderamiento del pueblo. Las comunas en sí son las herramientas que nos permitirán como pueblo trascender las maneras y el imaginario capitalista, y liberarnos de las cadenas que nos oprimen desde la mente hacia lo material, por lo que la construcción de las comunas también deben venir acompañadas por el impulso del conocimiento, el pensamiento, la reflexión y la determinación humanista y socialista para despojarnos de las miserias capitalistas inoculadas por siglos como códigos de vida.

Estamos avanzando pero de forma aislada, sin coordinación; ministerios de cultura, de la vivienda, de industrias intermedias, de alimentación, PDVSA, la Asamblea Nacional, los Estados, los Municipios, ministerios de educación, etc., etc., todos por su lado, cada quien en lo suyo sin mirar a los de al lado. Tenemos que unir los esfuerzos camaradas, por que si no lo hiciéramos estamos condenados al fracaso y no lograremos los objetivos a que estamos obligados y en los que estamos empeñados.

[email protected]

Kuaimare.-
"
Articulo leido aproximadamente 1867 veces
Actualidad