Los Afro descendientes se dan lujo de discriminar públicamente los estratos morenos y negros venezolanos
- www.aporrea.org
- www.aporrea.org/actualidad/a150663.html
“Los hombres honrados no necesitan discutir mucho un acto de honor"
José Martí

La Constitución Bolivariana, aprobada en Diciembre de 1099, la cual incluye el reconocer los derechos de los pueblos originarios que motivaron la venezolanidad, en este sentido su caracterización se hace imposible si no se toma en cuenta a las poblaciones negras venezolanas y sin ello…, se hace imposible que se hable de la venezolanidad, porque las poblaciones negras y morenas vinieron a formar parte de nuestra realidad, siendo uno de los proyectos que se impuso, que no se debe dejar a un lado, puesto que dichas poblaciones, al igual que las indígenas y europeas son las originarias de la venezolanidad, puesto que ellas se convirtieron…, en el fundamento de la Republica que nació a partir de 1811. Por eso Bolívar hace un proyecto integracionista, pero la venezolanidad no nace ligada a la Gran Colombia, ni al Congreso de Panamá, ni a una nueva potencia imperialista, sino a las culturas Originarias (la negra ya había logrado adquirir rasgos y características que la diferenciara de la africana).

En ese sentido, para reforzar nuestras identidad, tenemos que comenzar por desmontar las teorías aquellas que viene incentivando que somos descendientes de Africanos (porque también lo seríamos de Europeos, árabes, y de la herencia que originó la indigènidad y esto traería una problematización más compleja, del cual quienes se autodenominan como afro descendientes, la obvian y están a la saga para sacarle al gobierno bolivariano cualquiera prebenda), que se traducen en sociedades de solidaridad mecánica y orgánica, que se convirtieron en trabas epistémicas que impiden el acceso concreto a la verdad, puesto que ponen en peligro los criterios que sirvieron de fuente para el nacimiento de la Republica, es por ello, que hay que acceder a posiciones mucho más abiertas que superen la camisa de fuerza de las ideologías colonizadoras…, pero para eso hay que reconocer tal realidad, en el que se debe poner el énfasis en aprender a identificar las matrices ideológicas dominantes para luego detener su reproducción y propagación (Las cuales son un verdadero y real impedimento para acceder a nuestra propia personalidad histórica y cultural).

Estos nos llevarían a desmontar, la reiterada afirmación de que somos un pueblo nuevo, que somos mestizos indiferenciados, que somos descendientes de africanos y que lingüísticamente no nos identificamos con la riqueza de las lenguas indígenas, porque no logramos conservar las nuestras (pero internalizamos la del dominador y aportamos dos idiomas nuevos; el patuà y el creole) y esto se debe por un lado al desprecios hacia quienes los convirtieron en subhumanos y por otro, a que hemos sido víctimas de esa manipulación de la visión occidentalizada que ha simplificado realidades diversas y complejas en nombre de la unidad, convirtiéndose esta postura en la clave del empobrecimiento colonial, mientras no seamos capaces de entender que el universo no se opone a la unidad ni la unidad se opone al universo y no resolvamos ese dilema estaremos incursionando en esa bestialidad que es la dominación occidental. A estas alturas no se puede seguir hablando de que la civilización está allá y la barbarie está aquí. En todo pueblo, en toda cultura existen ambas características, lo que sucede es que cuando ese pueblo entra en decadencia esa barbarie se desarrolla mucho más y acaba con todo, como está pasando con el capitalismo actualmente, que se ha convertido en la bestia mejor ilustrada de la barbarie del siglo XXI y que llevo a los africanos libios a matar a punta de machete a los africanos o en el caso de Siria, que siendo atacada por la OTAN, La Unión europea y los EU.UU, la Liga Árabe -cuya mayoría de países que la integran son africanos- se pone al lado de éstos, para destruirla y para que sean espoleados sus diferentes recursos.

Por ello sostenemos que somos venezolanos creadores de la cultura negra, y es lo que planteamos como una posibilidad para desarrollar el imaginario que posee una melanina negra, puesto que los vinieron América fueron los determinados por el sistema tribual africano como negros ( esto quiere decir, que desde hace muchas centuria el termino estaba creado en Asia, Europa y África, siendo del manejo de la aristocracia tribual para calificar aquellos que no eran africanos y menos miembros de su sistema. Es por ello que dicha construcción categórica no provino del europeo, sino del africano), el cual debe convertirse en un sujeto crítico, solidario, cooperativo, autogestionario y bolivariano. Pero es necesario liberarlos de esos paradigmas fosilizados que no han permitido el fortalecimiento de su autoestima (Combatir la falacia y los argumentos que sostienen que somos descendientes de africanos e internalizar que lo somos de la condición inhumana quien convirtió a seres humanos racionales en sub humanos para depositarlos en asientos y venderlo a los barcos negreros como Pieza de India), para encauzarlo dentro de los valores fundamentales que implica la solidaridad para poder entender la importancia que tienen el esfuerzo colectivo y la participación organizada sobre la base de la nueva materialidad dentro la Nueva República que se está formando, porque algo que no podemos olvidar, es que este proceso no sólo produjo un nuevo individuo, ideológicamente, políticamente, socialmente, culturalmente biológicamente y genéticamente, sino que además, la variedad de experiencias sociales y culturales permitieron reinterpretar ese momento histórico, según sus necesidades y consecuencias históricas, conllevando a crear una existencialidad distinta a la africana, europea y a la indígena.

Es por ello que sostenemos que se debe fortalecer la manifestación de la energía generativa de los humano, como el desenvolvimiento del potencial de los individuos en sociedad, el cual debe de ser una de las misiones fundamentales del estado venezolano, puesto que debe visibilizarse el proceso dinámico de creación y afirmación de la ciudadanía y nacionalidad para trasformar el país en base al principio de verdad, equidad, y es allí, donde el reconocerse como producto de una determinada realidad histórica, juega un papel importante, ya que se transforma en el vehículo más justo, eficaz y legitimo para estimular y enaltecer las posibilidades de expresión del pensamiento y las aspiraciones del hombre en sociedad, ya que es el lugar donde se crea y recrean la unidad simbólica de los pueblos.

Cuestión que nos llevara a comprender…, que en el proceso que sufren las dinámicas humanas, las incidencias que se producen a lo interno, conllevan a su transformación, porque los seres humanos nos caracterizamos por crear condiciones de existencias que mejoren nuestra situación en el mundo. Esto quiere decir.., que siempre tendremos esa ventaja y no entendemos porque se impide tal visibilizaciòn, en que la cultura negra se transformó de sujeto pasivo en activo, o mejor dicho en conductor de su propio proceso, puesto que fue el producto que se originó de ese proceso que vivieron quienes fueron considerados como negros por los africanos, para acabar de entender que fueron los propios africanos los encargados en tierra de tal negocio (porque eran dueños de las factorías y asientos), donde el producto que se vendían eran vidas humanas y los europeos se daban el caché de comprarlos (los cuales los intercambiaban por cualquier objeto suntuario), ya que era imposible que en las primeras centurias, África se presentaba como una región inhóspita, llena de animales desconocidos, con ambientes naturales complejos, donde se hacía necesario adaptarse (ya que cualquier contacto con cualquier insectos implicaba la muerte. Riesgo que los europeos no iban a correr y es por ello que se hizo necesario adueñarse de su formas elementales de la vida religiosa, el cual ejerció una especie de control sobre las otras formas de vida existente en el continente africano) con una tecnología que se caracterizaba por ser demasiada incipiente, donde la presencia de una fauna y flora desconocida que se hacía inminente y dominante ante unos seres humanos que se caracterizaban por poseer una piel blanca, además que ese capital humano no estaba ganado para estos menesteres, en el que sólo les quedo como única salida, utilizar manos esclava dentro del proceso de expansión, porque los negros era individuos muy dados para aprender en el arte de la tecnología marina, como otros oficios de la época (los cuales tenían teñían un alto valor y es por ello que no creemos que los europeos subestimaran su capacidad, sino por el contrario siempre tuvieron miedo y atentos a la forma como se expresaban en cada movimiento, en cada gestualidad donde la lujuria y la sensualidad siempre estaban presente, prohibida por los blancos europeos que no eran ajenos a tales prácticas y el desconocimiento los involucraran en su dinámica, puesto que tal piel le causaba asombro y los llevaba a imaginarse dentro de su propio contexto porque tantas prohibiciones, pero no para los negros que eran muy habidos para que la mujer europea se adueñara rápidamente de ese potencial que estaba incurso en su naturaleza, haciéndolos suyas y desbordándose en sin fin de torbellinos que la hizo quebrantar sus propias reglas de conducta para darle rienda suelta a ese polimorfo que se encontraba esperando su momento para manifestarse, como de cualquier aprendizaje que se hacía necesario en el espacio de trabajo, en el que eran fieros y grandes aportadores por su fortaleza a ser muy productivos y de poca voluntad para negarse a la faena laboral (que eran inhumanas y donde se trabajaban más de quince horas diarias).

Por ello, no reconocer tal situación, conlleva a no comprender que los denominados como negros por los propios africanos fueron tan inteligentes…, que tal actitud o potencialidad los llevó a crear una nueva geografía espacial (Por ejemplo la fiesta de San Juan es parte de este proceso y no es casual que los negros bailen, emborrachen al santón blanco en forma de burla al son de los tambores construido con madera blanda, puesto que estos tenían claro el papel que jugaba tal manifestación que al pasar del tiempo se ha convertido con mucha fuerza en parte de la idiosincrasia venezolana y hoy se celebra con una fuerte carga emotiva que permite la cohesión de los estratos sociales donde se celebra tal festividad), alimentada por un realismo negro (no africano) que no se puede negar en los nuevos espacios donde tenían presencia, al cual hay que aceptar y estimular, porque proviniste de esa realidad, donde quien te dio cobijo en tierras distintas (el cual no se fue gratis, sino negociado y es por ello que se dice que la Independencia de Venezuela fue un contrato de clases sociales), fueron unas culturas distintas a la africanas, mientras éstas, se estaban usufructuando lo adquirido por la venta, donde allí te hiciste, procreaste y te desarrollaste, tan igual que los criollos, mantuanos e indígenas, en el que se tiene que comprender que tal situación era el producto de una dinámica histórica discriminatoria, entre las diferentes formas de vida y la manera como se controlaban las formas elementales de la vida religiosa, las cuales eran administrada por la aristocracia tribal y luego por los europeos que si tenían claro que los sistemas de representación que el hombre se ha hecho del mundo y de sí mismo (por ello no es casual que el 24 y 25 de Junio se celebre la manifestación de San juan, una vez al año, la , la cual se romantiza en la medida que el tiempo va pasando), porque tal manifestación fue recreada, convirtiéndose en el producto de una inmensa cooperación que se extiende no solamente en el espacio, sino en el tiempo y donde el reino social es un reino natural, que sólo difieren de los otros por su mayor complejidad, en el que no puede haber sociedad que no sientan la necesidad de mantener y reafirmar, la idea que constituyen su personalidad, en el que se les dio la posibilidad de que se convirtieran en sujetos activos, en el que tal actitud, conllevó al reconocimiento de su ciudadanía y nacionalidad y en el que se debe entender que gracias a la inteligencia de esos seres considerados como subhumanos por el sistema tribual africano durante el modo de producción feudal europeo, hoy nos encontramos discerniendo sobre el tema y es una lástima que seamos tan ingratos para no reconocer tal esfuerzo para venir a plantear un discurso que no tiene ningún argumento que lo sustente, en el que se ha tratado de crear una matriz que conlleve a olvidar el papel jugado por el sujeto creador, el cual es muy importante porque permite nuestro reconocimiento en los nuevos estados nación que se crearon y que creemos que quienes en el país aspiran que se les reconozca su ascendencia africana subestiman su capacidad para seguir con el cliché de la africanidad que en el fondo lo que busca es negar la venezolanidad a pesar que en el Censo 2011, el pueblo venezolano rechazó de forma contundente el término afro descendiente por su actitud discriminatoria de parte de quienes se han convertido en sus voceros en contra de los estratos morenos y negros, la cual han hecho público y notorio a través de los diferentes medios de comunicación.

Articulo leido aproximadamente 1996 veces
Actualidad