La MUD es La Caldera del Diablo
- www.aporrea.org
- www.aporrea.org/oposicion/a150237.html
No sé si ustedes recuerdan aquella serie televisiva cuyo título original en Inglés era Peyton Place, que es un pequeño pueblo al noreste de los Estados Unidos. En ese pequeñísimo pueblo todo parece ir de maravilla, con una calma que despertaba envidia, con unos vecinos que se conocían desde antes, donde el respeto por el otro era la "orden del día", con unos paisajes maravillosos y unas casas ajustadas a todo lo que un simple mortal aspira. Desde esa época he querido, en varias ocasiones, construir una casa similar a la habitada por Constance MacKenzie, viuda bella, con secretos secretísimos. En nuestro país se le tituló como LA CALDERA DEL DIABLO para significar que había que tener mucho cuidado porque en ese apacible lugar siempre podía aparecer la maldad, la trampa,los celos, la falsedad, la envidia, la corrupción.

Pues bien, todo en Peyton Place o La Caldera del Diablo NO era como aparentaba. Al final aflora y se evidencia lo débil del ser humano, mostrado con sus inmensas miserias y banalidades y una que otra virtud.

La MUD, camaradas, es el Peyton Place político venezolano. Todos ellos intentaron mostrarse ante el país como ejemplos de la justicia, de la eficiencia, de la rectitud. Ellos quisieron hacernos creer que todo en su pequeño ambiente era amor, comprensión , unidad, tolerancia, cariño, reconciliación. Ellos pretendieron mostrarnos su "casa" como la casa de Constance MacKenzie, llena de respeto, agradable, amplia, sobria, llena de los mejores valores morales, luminosa, bonita. Pero esa casa de la MUD no es mas que el infierno detrás de las apariencias: unos personajes con historias tenebrosas, unos personajes con historias falsas, unos personajes con problemas de autoestima y de personalidad, unos personajes incoherentes que no actúan lo que predican.

Juan Carlos Caldera no es más que el resultado de toda esa trama de cuentos, chismes, dimes y diretes, zancadillas, secretos, fuerzas malignas en pugna por el poder, que pululan por esa casa MUD . Él, recatadito y sencillo, respetuoso en la mayoría de las ocasiones, estudioso y proclive a aceptar los logros del gobierno con sus sonrisas, es seleccionado por el JEFE Capriles Radonski para "hacer el mandado": recoger lo prometido por el Sr que aparece en el video. A Juan José Caldera le tocó vivir en el Peyton Place o Caldera del Diablo de la MUD y como Allison (la hijastra que mata a su padre alcohólico quien maltratata a toda la familia, y debe asumir el juicio) está a merced de las miserias de sus amigotes y jefes. Pero todos sabemos o sospechamos que él no es más que el mandadero, mandado por el Jefe o los Jefes. Es decir, Capriles Radonski y Armando Briquett.
Lo siento por él, y lo siento por la Patria. No nos merecemos tener una oposición de esa calidad humana y nos nos merecemos tener un Diputado quien aparentaba ser recto, pero estaba mas enredado que "gato patas arriba y en una hamaca"

Grace Metalious creó la novela Peyton Place por allá por 1956 y Capriles Radonski-PJ creó la Caldera del Diablo de la MUD por aquí por el 2009.

Por todo eso, No volverán!

Profesor Oswaldo A. Abarca.
Ejido, Mérida.
Articulo leido aproximadamente 1104 veces
Actualidad