Manifiesto de la Coordinadora Revolucionaria por la Unidad Socialista del estado Zulia

Vamos de nuevo a un proceso electoral, esta vez no se trata de escoger simplemente los nuevos miembros del Parlamento Nacional. Venezuela vive momentos significativos en esta primera década del siglo XXI, y en este proceso electoral que se avecina el rumbo de la patria está en juego. Los cambios iniciado por el Presidente de la República Hugo Chávez, serán sometidos por primera vez a la prueba definitiva de escoger entre el camino andado o  retroceder a los tiempos de la cuarta república.

  Eludir la responsabilidad y no asumir con sentido critico, que a pesar de los esfuerzos realizados por el gobierno en materia de participación e inclusión social, hoy los venezolanos sienten que de alguna manera las expectativas de redención social no se han materializado y que muchos de los males vividos en el pasado, todavía persisten y amenazan con quebrar los cimientos  del propio gobierno revolucionario; sería desconocer una realidad del tamaño de los problemas que no hemos podido superar.

Cuando nuestro comandante Presidente después de la derrota sufrida con la propuesta de Reforma Constitucional, anunció que de ahora en adelante se imponía una revisión, rectificación y reimpulso  de las políticas económicas y sociales del gobierno; era evidente que estaba reconociendo que problemas como la corrupción, la inseguridad, la ineficiencia y la ineficacia estaban y siguen torciendo el rumbo de las esperanzas del cambio prometido.

A los problemas reconocidos por el Presidente, habrá que sumarle el papel jugado en este período gubernamental por la mayoría de los diputados que conforman la bancada mayoritaria de gobierno.

La falta de control legislativo hacia los entes ejecutivos de la administración central y el desapego por iniciativas políticas que provocaran el necesario equilibrio institucional, generaron un ambiente propicio para que en la gestión de gobierno se agudizaran e hicieran posible hechos de corrupción con la consabida creación de nuevas élites de poder, como el caso de los banqueros corruptos, que hoy afortunadamente el propio Presidente ordenó su investigación, juicio y castigo.

  Estas, entre otras razones nos han llevado a la necesidad imperiosa  de pronunciarnos y convocar a quienes desde la condición de militantes revolucionarios, democráticos, de izquierda y socialistas, sin importar su condición de activismo partidista actual, a conformar un poderoso movimiento de opinión y participación popular, que permita escoger y proponerle al Zulia un liderazgo comprometido en primer término con los intereses fundamentales de los zulianos, donde su estandarte principal sean el rescate de la moral pública y la lucha por garantizar que el gobierno revolucionario del presidente Chávez sea de verdad, eficiente, eficaz y ético.

La unidad de los militantes y dirigentes revolucionarios debe ser tarea fundamental en este proceso bolivariano y de cambio; en consecuencia consideramos oportuno el proponer una plataforma de candidatos y candidatas al margen de los que postulará el PSUV, para las elecciones parlamentarias que se realizaran este año.

El pueblo revolucionario del Zulia debe tener la opción de escoger y llevar al parlamento nacional, reconocidos y probados militantes que durante su activismo político y social hayan demostrado ser consecuentes con los valores éticos, revolucionarios y de lealtad irreversible hacia el proceso de cambio que vivimos.

Convocamos a los dirigentes sociales y comunitarios, a los trabajadores, profesionales, intelectuales, las redes sociales revolucionarias, a las distintas organizaciones políticas revolucionarias y socialistas a constituir la “Coordinadora Revolucionaria por la Unidad Socialista”, en el entendido de que hoy es urgente y necesario postular los hombres y mujeres que de verdad defiendan y representen los intereses del pueblo bolivariano del Zulia. 
 

Coordinadora Revolucionaria por la Unidad Socialista

Comisión Promotora

Arsenio Bermúdez      Douglas Zabala       Pedro  Morillo

Clímaco Paz                 Changue Ballestero   Héctor  Rincón


[email protected]

Esta nota ha sido leída aproximadamente 1367 veces.

Comparte en las redes sociales




Notas relacionadas