La batalla revolucionaria apenas ha comenzado: “Chávez al Panteón Nacional”

Camaradas, Compatriotas todas y todos; por ahora, en un mar de lágrimas que nos ahoga en llanto, porque ya no tenemos la dicha que nos permitió la Providencia de contemplar y oír físicamente, al héroe que libertó por segunda vez a la República Bolivariana de Venezuela y despertó a los pueblos de América Latina, nuestro segundo Padre de la Patria Hugo Rafael Chávez Frías.
Pero nuestra tristeza de hoy, es nuestra fortaleza y unión para enfrentar con gallardía los combates que siguen, en cualquier terreno.
Los sub-seres que por su baja y vergonzosa autoestima celebran, al creer que el Proceso Revolucionario está acabado porque el héroe bolivariano falleció, seguirán viviendo en su mundo irreal que solo los lleva a su propia frustración, locura y amargura perpetua. Dejemos que los puercos se sigan divirtiendo revolcándose en sus propias heces e ignorémoslos. No le demos valor a lo que nunca lo tuvo. Jesús también dijo: “no echéis perlas a los puercos.”
Ahora es que hay Chávez en nuestros corazones porque en este momento todos somos Chávez y tenemos la honrosa misión de seguir cargando la espada de Bolívar por América Latina y el mundo.
La más dura de las batallas la ganó el Líder Inmortal Bolivariano Hugo Chávez, que fue el consolidar el piso de la Revolución Bolivariana y elevar sus columnas contra todo tipo de oposición y desintegrando el humillante status quo en el que estábamos sumergidos. Nos toca ahora ser vigilantes de que los recursos a nuestra gente lleguen a donde tienen que llegar, luchar contra aquellos que solo claman revolución de la boca hacia afuera y descuidan los servicios médicos de los pobres abandonando los CDI, abandonando los barrios y la ciudad a la insalubridad, el hedor de cloacas desbordadas, huecos, la espalda a las expresiones culturales y artísticas, entre otros. El pueblo despertó y no permitirá mas disfrazados en nuestras filas. Jesús el Cristo dijo: “Por sus frutos os conoceréis.” Ya tenemos el poder de la Ley a nuestro alcance, solo nos toca tener valor para atrevernos a vencer nuestros miedos y hacerla cumplir al pie de la letra. Eso es en realidad dar la vida por nuestro Comandante y por la Patria. No permitamos jamás que Chávez sienta lo mismo que Bolívar sintió antes de morir y expresando: “He arado en el mar.”
El poder del Pueblo y la libertad de nuestra Patria solo se consolidará cuando desaparezcan las gobernaciones y alcaldías y nazcan las comunas como núcleo del nuevo paradigma emergente del Poder Popular, de esta forma profundizaremos las raíces de nuestra hermosa Revolución Bolivariana, éste es el socialismo utópico que nuestro Comandante se fijó alcanzar. Ahora nos toca a nosotros hacerlo realidad cueste lo que nos cueste, solo hay que tener bolas para hacerlo y en nuestra Patria sobramos muchas que estamos dispuestos a que esta Revolución nos libere para siempre hacia la máxima suma de felicidad posible.
Si me preguntaran: ¿dónde se deberían inhumar los restos de nuestro Comandante Hugo Rafael Chávez Frías?, digo: en el Panteón Nacional. Le daría el título de segundo libertador de la República Bolivariana de Venezuela y haría una enorme plaza con áreas verdes deportivas y recreación física llamada “La Plaza Chávez” con un alto monumento en honor a su persona heroica y una placa diciendo: “Éste es el hombre llamado por la Providencia a ser el Segundo Libertador de América en nuestros tiempos.” Lo honraría anualmente y decretaría dos días feriados memorables: uno de Natalicio y otro Muerte de nuestro Segundo Libertador Hugo Chávez.
No creo que esté inventando la pólvora, esta idea ya debería sentirse en el alto gobierno, solo debe existir Chávez en Nicolás Maduro para que esto que digo hoy y sentimos todos, sea una justa realidad.
Invaluable, nuestro muy ilustre segundo Robinson contemporáneo donó al que estaba desvalido (gracias al egoísmo despótico de los opresores y enemigos de la Patria que la subyugaban gobernándola bajo instrucciones norteamericanas), las luces necesarias para despertar al gigante viviente a través de las misiones educativas de total acceso, educación a la cual la mayoría antes no lo tenía. Nuestro viejos y viejas, pueden gozar de una pensión de vejez digna que se irá reivindicando, y antes era miseria, e incluso eran reprimidos con dispositivos como la ballena por ordenes del ex-presidente Rafael Caldera, QEPD.
La voz del pobre desde su rancho pidiendo libertad, ha sido escuchada por el memorable prócer y ahora se oye como nunca antes se había oído: “¡Justicia!”
No cabe decir las innumerables obras de envergadura que en menos de dos décadas se han construido y los hombres y mujeres mayores que ahora recobran la vista con la Misión Milagro y los que pueden llevar a sus hijos e hijas de forma gratuita a los CDI, donde antes perdían la vida ante la indolencia de muchos médicos al no tener el pobre con qué pagar para salvarle la vida a sus seres queridos. Solo una persona que tiene fe en Cristo hace tanto por su pueblo.

Ahora más que nunca Bolívar está más fuerte que hasta hace pocas horas.
Chávez dijo en su frase inmortal: “los que quieren Patria vengan conmigo”, por eso en una sola voz acataremos con todo agrado y entusiasmo la línea de nuestro Líder Inmortal, porque ahora apoyaremos al hombre humilde, leal y del pueblo que un 8 de diciembre de 2012, nuestro heroico Comandante en lucidez y total premonición delegó el liderazgo: Nicolás Maduro Moros, Presidente.

Y no sacará 57% de los votos, haremos que saque más del 65% en honor al hijo ilustre e invaluable de Bolívar, nuestro inmortal revolucionario y segundo Padre de la Patria Nueva, el Comandante Hugo Rafael Chávez Frías.

La Providencia, gracias a nuestro Inmortal Héroe Contemporáneo de mil batallas, tiene su matriz abierta para parir más mujeres y hombres libres que quieran seguir el ejemplo que Caracas dio.

Transformemos nuestra tristeza de hoy en la dura roca de titanio de mañana, con constancia, constancia y más constancia; y trabajo, trabajo y más trabajo.

“Los que mueren por la vida no pueden llamarse muertos, y desde este momento está prohibido llorarlos” (Alí Primera). “El que guarda su vida para sí, la perderá, más el que diere su vida por causa de mí (del prójimo), la volverá a tomar.” (Jesucristo). Chávez volverá como volvió Bolívar en Chávez, porque ambos dieron su vida por nosotros, su pueblo, su prójimo, sus hermanos.

¡Patria, Socialismo y Vida por siempre y para siempre!, ¡Viviremos y Venceremos!, ¡Hasta la Victoria siempre!


[email protected]

Esta nota ha sido leída aproximadamente 862 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales


Alberto Prada Miranda


Visite el perfil de Alberto Prada Miranda para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.



US Y /ideologia/a160709.htmlCUS