Reflexiones sobre el silencio de la elite indígena ante la masacre yukpa…y otras invisibilidades que también sorprenden

Manifestamos por esta vía nuestro rechazo y asombro ante la indolencia y apatía que han demostrado con su silencio los y las representantes de los pueblos indígenas que hacen vida en las diferentes instancias del gobierno constituido.

Reflexionamos sobre la existencia del sujeto colonial apoderados de estos funcionarios quienes se han convertido en una especie de elite indígena, parecida a la que se creó en otros países cuando empezó el neocolonialismo, pues han estado actuando como intermediarios entre las reglas que impone el ministerio del poder popular para los pueblos indígenas (basadas en una especie de misión civilizadora desarrollista)  y el resto de las comunidades de base.

Esta elite indígena conformada por funcionarios del Ministerio, de la comisión permanente de pueblo y comunidades indígenas de la asamblea nacional, de la defensoría especial para pueblos indígenas, parlamento indígenas latinoamericano, consejo nacional indígena de Venezuela, pareciera estar haciéndole el juego a la narrativa dominante que condena a los indígenas que no se acoplan a la lógica del ministerio y a quienes han estado luchando por la tierra. La invisibilización de las masacres cometidas contra hermanos yukpas por parte de esta élite indígena le ha estado sirviendo la mesa a la derecha del poder ganadero y a la lógica racista que aún permanece en la mentalidad de algunos militares y algunos intelectuales del proceso.

Antes del proceso revolucionario, veíamos con orgullo algunos de estos hoy funcionarios y funcionarias denunciando las violaciones contra los derechos humanos de los pueblos indígenas. Veíamos hermanos  combativos, solidarios; a algunos hoy diputados y diputadas creyendo en los pueblos y comunidades que les vieron nacer y que les apoyaron como base para llegar a ocupar los cargos en los que se encuentran hoy.

 La pregunta es ¿qué ha pasado con sus raíces? ¿Por qué  están poseídos por el sujeto colonial y se han convertido en el informador colonial cuyos discursos ahora han sido desmantelados por un ejercicio extraño de “resistencia” desde sus sillas de cuero y mesas de formica del ministerio, o del edificio de pajaritos?, conformándose precisamente con haber llegado al poder y ocupar esas sillas de cuero o escribir sobre las mesas de formica. Por el contrario, todo lo relacionado a las resistencias verdaderas de sus comunidades y pueblos, quedan invisibilizadas, negadas u ocultadas.

Esta elite indígena ha usado el discurso de las reinvindicaciones de los derechos de los pueblos indígenas como un hecho o misión cumplida. Algunos de ellos y ellas se posicionan del escenario usando trajes y vestidos alusivos a los pueblos indígenas para legitimar su mensaje asociados a esta misión cumplida, asumiéndose como informadores y traductores de la realidad indígena. Incluso hay quienes han señalado a aliados de la causa como responsables o manipuladores de indios pues al decir de esta élite “el problema del indio no lo debe discutir el que no es indio”. Pero cuando acontecen hechos como los del pasado 13 de abril, y los del 22 de junio, es decir, masacres, el escenario se queda vacío, silente, y la impunidad hace su fiesta.

Recordamos cuando el 22 de julio de 2008, el abuelo yukpa, José Manuel Romero, padre de Sabino Romero,  fue golpeado hasta morir por dos sicario y un hacendado conocido. Aristide Maikishi,Jose Rafael Fernandez,Arturo Romero,Juancho Anane, Alirio Nuñez desaparecidos hasta el sol de hoy. Luego en el 2009, Mireya  Romero, embarazada y Ever García (mas cinco heridos). Abril de este año, en jornada de cacería , en plena luz del día Silfrido Romero y Ronal Ramos. El pasado viernes 22 de junio, Alexander Fernández Fernández, su hermano José Luis y a Leonel Romero.

¿Tienen ustedes más o menos niveles de incidencia para generar un pronunciamiento contundente? Pues claro que sí.  ¿Tienes ustedes capacidad para viajar a la zona, viáticos, sueldos quince y último para por lo menos acompañar a las familias y asegurarse que sean atendidos con respeto en las instancias donde van a denunciar? Claro que sí. Lo que no tienen es VOLUNTAD POLITICA, pues sus cargos valen más que la rabia y el dolor. Y atrás muy atrás han dejado abandonados a sus hermanos, y solo aparecen cuando por conveniencia de la ministra son llamados a buscar gente para la entrega de bolsas de comida o la inauguración de casas  de bloques y techos de zinc o cuando deben acusar a Sabino Romero como el culpable de todos los males de la sierra de perijá.

¿Quiénes son aquí los manipulados? ¿Quién manipula a quien? ¿Que manipula qué?

Sobre otras invisibilidades que también sorprenden…

Han sido pocos los y las aliadas que han manifestado su indignación por los hechos recientes. Parte del movimiento popular ha permanecido indiferente, frío e impasible. En casos como este es cuando se refleja la palabra limitada por algunos compas que desde sus espacios de organización popular han permanecido callados pues creen que denunciar esto es hacerle mal al gobierno.  Es triste esta situación-. Triste saber cuan condicionados están los mensajes de algunos medios de comunicación alternativos y populares pues colocan en una balanza dos cosas:  el financiamiento recibido por algún ministerio y su adscripción al partido y por el otro lado, el mensaje de quienes necesitan ser visibilizados pero como no pertenecen a ninguna plataforma popular alternativa y comunitaria, por no ser voceros de X o Y organización popular y no hablar desde allí o por no tener un discurso de clase con citas de Marx y el Che Guevara, pues son omitidos y apartados. 

Dense cuenta camaradas, compas, compañeros y compañeras. Se están haciendo  hacen cómplices del cerco mediático que se encuentra desde hace dos años  en el sistema nacional de medios públicos. La herencia del colonialismo está viva, y nos costará mucho desmontar la vergüenza étnica y la negación de lo que somos para poder así entender la situación de los pueblos indígenas en Venezuela. A veces la vocación imperialista, hegemónica  y colonialista no está solo en el enemigo visible…


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3234 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales




Comparte en las redes sociales




Notas relacionadas

Por los Derechos Humanos contra la Impunidad

Actualidad

Lucha Campesina ¡A desalambrar!

US Y /desalambrar/a145883.htmlCUS