Nueva fórmula de la etnofagia de Estado

Empresa y tierras mancomunadas acelerará el cambio cultural del pueblo Yukpa

Antes que termine esta coyuntura política todo parece indicar que no quedará en el territorio nacional un pueblo originario de pie, la frontera entre la tradición y el cambio se inclina con esta fórmula socialista de estado a favor del cambio, pareciera también que no hay memoria en el ministerio indígena venezolano para recordar frustrantes experiencias regionales pasadas, como fue el caso de la experiencia con el pueblo indígena Misquito vivida por el primer Gobierno Sandinista de Nicaragua.

El pueblo indígena Yukpa es uno de las naciones más libre conocidos en el país, por no decir de América y el mundo, su cosmovisión y devenir histórico nos enseña que su normal funcionamiento social y síquico no les permitirá a gobierno alguno tratar de imponerles formulas cerradas ni mucho elaboradas a sus espaldas, en este caso concreto desde frías oficinas ministeriales en Caracas; nada que no sea por consenso propio discutidos en sus familias, en sus hogares y llevado a asambleas puede ser considerado como viables; su espíritu de libertad y decisión individual no congenian con formulas colectivas homogenizantes que les aliene y no les permita el desarrollo y participación cotidiana individual y el de su familia. Si los Yukpa no sienten suya esta propuesta presidencial ministerial de tierras y empresa ganadera lechera mancomunada dependiente su pago de la empresa Lácteo Los Andes Machiques esta fórmula gubernamental fracasará, si es que llegan aceptar por cualquier motivo ajeno a su voluntad. Hay quejas muy diversas por parte de los productores de Machiques que arriman su leche a esta empresa láctea a la cual se planifica desde Caracas obligar a depender el pueblo Yukpa con esta mancomunada empresa lechera.

Al entrevistar a productores que vende lecha a Lácteo Los Andes no conseguimos con una triste realidad que en planes gubernamentales se anexará el destino del libre pueblo Yukpa. Estos nos dijeron dos productores y un morador de la ciudad de Machiques miembro del PSUVE: Entrevistado Nº 1 “los ganaderos de GADEMA no arriman su leche a la planta, allí venden los pequeños y medianos productores, y leche precondensada que traen de Colombia, esta empresa funciona más o menos”, Entrevistada Nº 2 “Hay mucho disgusto por parte de quienes arrimamos nuestra leche a la planta. Ofrecieron muchas cosas que aún, después de más o menos un año, no llegan los beneficios. Seguimos trabajando a pérdida por el bajo precio que nos paga la leche en puerta de corral. Ofrecieron compensar el bajo precios de la lecha con venta de alimentos concentrados a bajo costo, ventas de otros insumos agrícolas y víveres a precio subsidiados y sólo de ellos los minerales. La mayoría somos pequeños y medianos productores. Y la red de productores politizados y con directiva haciendo negocios particulares. En fin seguimos jodidos” y Entrevistado Nº 3 “Yo creo que es la misma vaina. Porque aquí en Machiques todavía cuesta conseguir la leche en los mercados.

El pueblo Yukpa no quiere como territorio sólo un grupo de haciendas, ni mucho menos mancomunadas, se niegan a que el Gobierno reconozca en su territorio supuestos derechos o intereses de terceros, quieren todas las tierras de todas las haciendas y parcelas invasoras a su territorio original.

Propuestas

Es recomendable que el Gobierno a través de su Vicepresidente revise esta política de supuesto corte socialista de tierras mancomunadas en las 25 haciendas que prometió adquirir para montar una empresa mancomunada lechera como si todos los Yukpa quisieran criar vacas, y conjuntamente con la Procuraduría General de la República revise los títulos otorgados el 15 de diciembre del año pasado ya que crece el descontento en el pueblo Yukpa por haber entregado su territorio en títulos que reconocen derechos a mineros y a otros terceros, es decir derechos a los hacendados, parceleros criollos y wayuu, madereros, entre otros. Tenemos entendido que el Presidente Chávez ordenó eliminar las concesiones mineras en los territorios Yukpa y Barí de la Sierra de Perijá, entonces de que derechos mineros se está hablando o defendiendo, es más en todo el Flanco Perijanero el trabajo sismográfico realzado por la antigua empres Maraven y la empresa brasileña Gecoven asegura que no hay petróleo.

Para resolver los derechos de terceros sin violar las leyes del estado capitalista aún moribundo sostenido sobre el Código de Procedimiento Civil (1990) artículo 370, el Vicepresidente Elías Jaua conjuntamente con los ministerios indígena y de tierra deberían ordenar adquirir las bienhechurías de todas las haciendas y parcelas ubicadas dentro de las poligonales contempladas en los títulos otorgados el 12 de octubre de 2009 a las comunidades Sirapta, Aroy y Tinacoa y el entregado en 15 de diciembre de 2011 al resto de las 120 comunidades Yukpa, y no sólo el pago de 25 haciendas anunciadas el 12 de octubre y ratificadas el 15 de diciembre pasado. Al comprar las bienhechurías de todos estos predios se terminarían los derechos adquiridos de terceros en el territorio indígena del pueblo Yukpa.

Siguiendo la lógica de valores y comportamiento del pueblo Yukpa lo más recomendable es entregar las haciendas a todas los Yukpa de cada una de las comunidades ubicadas por sector o cuenca de ríos, a saber Tukuko, Yaza, Negro, Apón, Aroy y Tinacoa, y no lotes de haciendas mancomunadas para un supuesto proyecto lechero mancomunado. Recuerden señores del gobierno que el pueblo Yukpa no posee una cultura de pastoreo, es un pueblo eminentemente agrícola, el 90% de sus comunidades nunca han criado una vaca en su territorio. La cría de animales es una parte de sus actividades económica, no la única.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2454 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales


Sociedad Homo et Natura


Visite el perfil de Sociedad Homo et Natura para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.



Comparte en las redes sociales




Notas relacionadas

US N /desalambrar/a138097.htmlCUS