Respuesta a "Oscar Heck". La muerte de seis Yukpas no te parece "extraño"

Alguien que firma "Oscar Heck" se atreve a desviar el debate sobre la lucha del pueblo yukpa por la recuperación de sus legítimos territorios ancestrales, introduciendo dudas sobre la organización "Homo et Natura", que es una de tantas que respaldan desde hace años las luchas indígenas en el Zulia por su derecho constitucional a la tierra (ver Homo et Natura: algo me parece extraño por Oscar Heck).

Aclaro que no tengo ni he tenido nunca nada que ver con la organización "Homo et Natura". Al profesor Lusbi Portillo lo conozco desde hace unos 20 años y trabajamos en el mismo departamento en la Universidad del Zulia. No pretendo hacer aquí una defensa de sus actividades. Eso le corresponderá a ellos mismos.

Como militante revolucionario y como profesor de la Licenciatura de Antropología de LUZ siento la necesidad de responder a las venenosas afirmaciones del señor "Heck". El problema central que está en debate es el derecho de los indígenas a la tierra, consagrado en el artículo n° 119 de la Constitución Nacional.

Particularmente la lucha de los pueblos indígenas de Perijá por la recuperación de sus tierras ancestrales se viene consolidando desde la última década del siglo XX. Ya en 1997 el entonces gobernador Arias Cárdenas realizó un acto en la plaza Bolívar de Machiques y se comprometió públicamente a otorgar a los Yukpa y Barí una serie de territorios que estaban en ese entonces (y lo siguen estando) dentro de varias haciendas ganaderas de la zona, documento que posteriormente nunca apareció y compromiso que jamás fue cumplido por el comandante Arias.

En esa lucha de los años 90 estuvimos involucrados en colaboración con la comisión de ambiente del extinto Senado, en compañía de Lucía Antillano, Brigitte Bernard, Francisco Delgado, Ricardo Dorado y Carmen Alicia Hernández, entre otros. Estuvimos presentes en ese acto de Machiques, así como en numerosas reuniones realizadas en la sede de la gobernación en Maracaibo, y en la propia Universidad del Zulia. En ese entonces, las promesas incumplidas de Arias enfriaron la lucha indígena.

Posteriormente la lucha se revitalizó con las acciones de algunas comunidades Yukpa, entre ellas la liderizada por el cacique Sabino Romero, las que comenzaron a ocupar las haciendas que ya en 1997 estaban incluidas en la lista de las que se suponía serían expropiadas por la gobernación del Zulia en acción conjunta con el extinto IAN. De esta lucha iniciada por Sabino Romero ha surgido toda una campaña paramilitar y propagandística organizada por los gremios ganaderos de Perijá y sus aliados, que ha dejado por resultado la muerte de 10 ciudadanos Yukpa desde 2008 hasta la fecha, otro tanto de yukpas heridos, el encarcelamiento por más de un año del propio Sabino Romero (entre 2010 y 2011) y de Alexander Fernández, quien fuera asesinado este último en el presente año 2012.

En diciembre de 2011 el presidente Chávez firmó, por fin, un decreto que expropiaba todas las haciendas que figuraban en la lista de 1997 (y algunas otras más), y aprobó el respectivo presupuesto destinado a pagar las expropiaciones de dichas haciendas. Esta última acción no se ha cumplido, no se les ha pagado a los ganaderos las bienechurías. Los yukpas por su parte han decidido ocupar, ante la inacción de los entes gubernamentales, las haciendas que el presidente Chávez les otorgara en diciembre pasado. De allí surge todo este último enfrentamiento paramilitar contra la comunidad yukpa dirigida por Sabino Romero.

Yo le pregunto al señor Heck:

· ¿No te parece extraño que 10 yukpas hayan sido asesinados desde 2008, incluso seis de ellos en el último año?

· ¿No te parece extraño que en esa lucha de los yukpa por la tierra no haya muerto ningún ganadero?

· ¿No te parece extraño que a pesar de lo anterior, los medios insistan en criminalizar a Sabino Romero y a las comunidades yukpa que luchan por sus tierras, mientras nada dicen sobre las organizaciones ganaderas, muy probablemente responsables directas de mover tras bambalinas a los grupos paramilitares de exterminio que han asesinado a los seis (6) indígenas este año?

· ¿No te parece extraño que los representantes militares ubicados en Perijá actúen prácticamente de común acuerdo con organizaciones abiertamente conspiradoras y contrarevolucionarias como lo son GADEMA (Ganaderos de Machiques), FEGALAGO (Federación Ganadera de la cuenca del Lago de Maracaibo), y el diario LA VERDAD?

· ¿No te parece extraño que con estos gremios ganaderos y periódicos opositores coincidan sospechosamente en sus acusaciones contra Sabino Romero el mismísimo Ministerio de Pueblos Indígenas, el de Interior y Justicia y el de Ambiente?

· ¿No te parece contradictorio, y hasta aberrante, que la estructura militar que anunció en Machiques la persecución contra Sabino Romero, se denomine "Brigada Caribe"?. Los yukpa son de filiación linguística caribe, son representantes legítimos de los indígenas CARIBE que resistieron por siglos la invasión europea y criolla contra sus territorios ancestrales. Resulta que en pleno siglo XXI la 12° Brigada Caribe del ejército venezolano persigue a los indígenas caribe de Perijá, los Yukpa. Lo menos que debería hacer el presidente Chávez es quitarle ese nombre a la Brigada comandada por el general Francisco Salcedo. Mientras no ocurra, cualquiera podrá decir con todo derecho que esta verborrea indigenista del gobierno no es más que una gran farsa.

· ¿Tu acaso desconoces que la etnia Yukpa y la etnia Barí fueron casi exterminadas en las primeras décadas del siglo XX por los ganaderos de Machiques y del Sur de Lago, abuelos y padres de los actuales dirigentes de GADEMA y FEGALAGO?

· ¿Desconoces que todas esos territorios de lo que hoy son los municipios Machiques de Perijá, Rosario de Perijá y Jesús María Semprun eran originalmente territorios exclusivamente habitados por los Yukpa y los Barí?

Si desconoces lo anterior, si no te extraña la muerte de diez (10) yukpas, si te parece normal que una Brigada "Caribe" del ejército venezolano anuncie por los medios la persecución del único cacique CARIBE que aún, en el siglo XXI, defiende sus territorios ancestrales, creo que no tienes moral para intervenir en este debate.

Me perdonas, amigo Heck, pero estás saboteando de una manera un tanto sospechosa la justa y legítima lucha de los indígenas venezolanos por el uso y disfrute de sus tierras originarias. Así como tu buscas "links" y otras menudencias para afirmar por manpuesto que la CIA estaría detrás de Sabino Romero, yo me baso en los datos de la realidad para decir que quien parece estar haciéndole el juego al enemigo imperialista eres tú mismo.

El despojo de territorios indígenas es un hecho histórico que comenzó a producirse desde el mismo momento que Colón pisó nuestras tierras en 1498 (en Macuro), algo que todo el mundo conoce y acepta. Por algo el derecho indígena a la tierra fue incorporado como artículo en nuestra constitución bolivariana. No tiene nada de extraño que existan organizaciones nacionales y extranjeras que respalden la lucha indígena por la tierra.

Lo extraño es que el discurso de Nicia Maldonado sea el mismo discurso que leemos todos los días en el diario La Verdad de Maracaibo. Lo extraño es que las acciones contra los Yukpas coloquen en el mismo bando a los jefes militares bolivarianos y a los ganaderos conspiradores y golpistas.

Extraño es que en en este proceso revolucionario que ya lleva catorce años, todavía existan opiniones como las de Oscar Heck. Son síntoma de que aún la derecha endógena campea a la libre dentro de las filas bolivarianas, y coincide "extrañamente" con la más rancia oligarquía ganadera de Machiques, la más ultra y fascista de todo el país.

Maracaibo, Tierra del Sol Amada. 04 de noviembre de 2012.


El autor es Historiador, profesor de LUZ y miembro de Marea Socialista


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2268 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales


Roberto López Sánchez

Historiador. Profesor Titular de la Universidad del Zulia (1994-2014). Magister en Historia de Venezuela y Doctor en Ciencias Políticas. Luchador social, activista del movimiento estudiantil y profesoral, vinculado al trabajo obrero, campesino, ambientalista, indígena y cultural desde 1977. Participante de la lucha armada revolucionaria (1977-1988); miembro del Frente Guerrillero Américo Silva. Sometido a persecución política y juicio militar en 1982. Actividad revolucionaria clandestina durante 1982-1988. Fundador de la Unión Nacional de Trabajadores-Zulia y miembro de su comité ejecutivo (2004-2012). Actualmente integra el consejo consultivo de la Federación Bolivariana Socialista de Trabajadores del Zulia. Ha sido director de las Divisiones de Extensión y de Formación General; Secretario Docente de EUS; Coordinador de la Unidad Académica de Antropología y del Diplomado en Consejos Comunales en la Facultad Experimental de Ciencias. También ha coordinado la Zona Zulia-Falcón del Ministerio del Trabajo (2004). Actualmente dirige el Diplomado en Formación Sindical con cinco cohortes graduadas. Ha publicado: ?Movimiento estudiantil y proceso político venezolano? (2007), ?El protagonismo popular en la historia de Venezuela? (2008), "Los Consejos Comunales y el Socialismo del Siglo XXI" (2009), y ?Venezuela ante la globalización, la crisis mundial y los retos de su desarrollo? (2012), además de 40 artículos científicos y numerosas ponencias en eventos nacionales e internacionales. Es miembro del Programa de Estímulo a la Investigación (PEII), nivel C. Egresó en pregrado con 19,41 puntos de promedio (LUZ, 1994). Actualmente dicta las materias de Historia de Venezuela, Historia de América, Intercambios económicos y simbólicos, y Poder y Movimientos Sociales, en la Licenciatura en Antropología de LUZ. Dicta también el seminario ?Lucha de clases en el siglo XXI. Movimientos sociales y formas de participación política? en el programa de doctorado de la Universidad Bolivariana de Venezuela, en Maracaibo.


Visite el perfil de Roberto López Sánchez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.



Comparte en las redes sociales




Notas relacionadas

US Y /ddhh/a153667.htmlCUS