Mérida: Indecu declaró la guerra a especuladores

Helen Torres hizo un llamado a los carniceros a ser ponderados a la hora de establecer precios, ya que se dio inicio a una campańa en todo el país en contra de los precios exagerados que lucen tanto la carne como el pollo


El Instituto Nacional de Defensa del Consumidor y el Usuario (Indecu) lleva adelante un intenso operativo en la región denominado “Cero especulación y acaparamiento”, para cumplir con el decreto ley aprobado por el Ejecutivo nacional, según Ley Habilitante, de fecha 31 enero 2008.
Helen Torres, coordinadora regional de Indecu, así lo dio a conocer e indicó que desde el momento que asumió, el pasado 25 de marzo, la conducción de este organismo ha venido sosteniendo reuniones con los prefectos de las 16 parroquias que conforman el municipio Libertador, así como consejos comunales y vecinos, con el objeto de conocer la realidad que los sectores vienen confrontando con respecto a la especulación por parte de algunos comerciantes, y proceder, en un lapso de 24 horas, a poner en práctica el mecanismo para verificar y solventar la irregularidad existente.

No es casual

A través de un monitoreo realizado en panaderías de Mérida, se logró determinar el incumplimiento de la venta al consumidor del pan regulado a 150 bolívares de los antiguos, alegando la imposibilidad de acatar tal disposición ante el incremento de precios en los insumos, dijo la funcionaria gubernamental.
La desobediencia a lo previsto en la ley llevó, en tal sentido, al cierre de dos establecimientos dedicados a este ramo, entre ellos uno ubicado en el sector Glorias Patrias, situación que generó la realización de una reunión con la Asociación de Panaderos del Estado Mérida, ante las amenazas de cierre de sus puertas ante la medida.
Es importante resaltar, agregó Torres, que el negocio objeto de la medida de cierre no sólo fue cerrado por no vender el pan regulado, sino también por el expendio de artículos de la cesta básica con sobreprecio, tales como café, azúcar, queso amarillo y charcutería, en perjuicio del consumidor.
Producto de la reunión sostenida con una nutrida representación del gremio de panaderos, se acordó realizar un operativo de inspección y fiscalización de las empresas encargadas del suministro de la materia prima necesaria para el funcionamiento cabal de las panaderías, acotó la coordinadora del Indecu.
Explicó que la especulación es una cadena hasta llegar al consumidor. Los panaderos argumentan que les es imposible mantener un precio estándar en los productos, ya que éstos cada día son incrementados. Es por ello que se realizará un operativo de inspección en las empresas distribuidoras de harina, hasta llegar a determinar el eslabón de la cadena que incurre en la irregularidad.
Helen Torres dijo, tajante, que al obtener información clara sobre el responsable de tales incrementos se procederá de manera penal, administrativa y civilmente, ya que el mencionado decreto otorga facultad a los coordinadores de Indecu de pasar a los infractores de la Ley de Protección del Consumidor a la orden de la Fiscalía del Ministerio Público.

Gaceta Oficial

Así mismo, puntualizó Torres, se hizo del conocimiento de los panaderos participantes en la reunión con Indecu lo establecido en Gaceta Oficial vigente y cuáles son los productos que están dentro y fuera de la regulación.
Fuera de regulación está el pan de sándwich sin concha, artesanal, alińado, canilla y campesino. Los panaderos se comprometieron a ofrecer al pueblo el pan regulado como lo establece la ley, tanto en tamańo como en peso.
Dejó claro la funcionaria que el propósito del organismo que dirige no es lastimar a ningún gremio, la idea es que cumplan a cabalidad con lo fundamentado en la ley.
Los operativos continuarán por parte de Indecu, no sólo en las panaderías sino también carnicerías y otros establecimientos, para hacer cumplir lo establecido por la ley, y para eso paga el Estado venezolano y es deber del funcionario público hacer cumplir la normativa legal, tanto por los comerciantes como usuarios, estos últimos representan los débiles jurídicos a proteger por el Estado, afirmó Torres.

Buena nueva

Indecu Mérida se erige como piloto en todo el país, informó Helen Torres, coordinadora de ese organismo, en un programa que se adelanta con Senditel y varias instituciones del estado, a través de los cuales se pondrá en funcionamiento una plataforma tecnológica tan buena como la del Seniat.
En ello prestan su colaboración y apoyo la Gobernación del estado Mérida, Seguridad Ciudadana y los 86 prefectos de la entidad.
Helen Torres hizo un llamado a la comunidad merideńa a denunciar cualquier irregularidad, y evitar continuar siendo víctima de estafas por parte de pequeńos, medianos y grandes comerciantes. “Estamos como en la selva, el más grande se come al más chico”, enfatizó.

Escoba nueva barre bien

Por su parte, Alexis León, presidente de la Asociación de Panaderos del Estado Mérida, mostró su satisfacción por los resultados obtenidos en la reunión sostenida con la jefa del Indecu Mérida, al tiempo que hizo alusión a la escasez e incremento de la harina, ingrediente número uno en la elaboración del pan.
La harina sufre un aumento de un 15 a 30 por ciento por semana, dijo León, y colocó como ejemplo reciente el cierre experimentado el viernes pasado en 140 mil bolívares y el martes de esta semana estaba en 152 mil bolívares, situación que el Indecu quedó comprometido en revisar.
Alexis León hizo un llamado a los afiliados a la organización que representa de cumplir con el expendio del pan regulado a 150 bolívares la unidad y por kilo a 2 mil 990 bolívares, y no caer en especulación con el resto del pan libre de regulación.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3924 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales




Comparte en las redes sociales



Notas relacionadas

US N /contraloria/n112437.htmlCUS