Cómo “quemar” a un ministro recién estrenado en el cargo…

En virtud de la lentitud que hasta ahora el gobierno del Pdte Maduro se esfuerza en palicar para retardar las medidas que ha prometido anunciar (la última vez lo prometió para el 10 de Enero), se me ocurre que tal vez lo único que obtengamos de todo esto es un funcionario que va a pagar por los platos rotos que otros le dejaron como “legado”.

Por tal motivo describo algunas acciones que no han sido anunciadas, pero sí realizadas para quemar a un ministro del gabinete, recién estrenado en su cargo:

1.- Seleccione a un compatriota que sea un total desconocido para gran parte de la sociedad, esto por un lado le permitirá inicialmente, dar la impresión de que está depurando su gabinete y lo está oxigenando con gente que en teoría no está contaminada.

2.- Designe a este insigne desconocido para una cartera clave y sobre la cual descansan gran parte de las debilidades de la gestión de gobierno, por ejemplo el área económica.

3.- Explote un poco (pero no mucho, porque puede asustar a los que están haciendo negocios a costa de la revolución), el lado “intelectualoso” del nuevo ministro, déjelo que discurra en artículos en aporrea, blogs y periódicos locales, permítale que critique algunas de las cosas que se han hecho hasta ahora, consienta que sugiera y proponga algunas ideas coherentes, pero solo hasta allí, si un general con calculadora no es automáticamente, ministro de finanzas, por qué tiene que serlo un intelectual con bolígrafo y papel?

4.- Rote al ministro anterior a otra cartera clave, que maneja divisas por carajazo y donde también se han cometido los más espantosos desmanes, por ejemplo alimentación, desde allí no solo seguirá manejando las codiciadas y escasas divisas de la renta petrolera, sino que además tendrá derecho a exigir los dólares que le plazcan al nuevo ministro, “porque son necesarias para asegurar la soberanía alimentaria de nuestro amado pueblo….”

5.- Atornille al presidente del BCV en la silla del cargo, qué importa si anda jugando al cazador de carajitas en un paradisiaco apartamento en la Guaira, corriendo como tigre en celo detrás de su “lolita atigrada” o si tiene un fajo de verdes en una gaveta de su casa, que tal vez hayan salido de las bóvedas del ente emisor. Total, como el hombre es matemático, quizá se invente una fórmula que logre justificar cómo es que un funcionario público puede tener en su casa tal cantidad de moneda extranjera, si ha sido eficiente para maquillar los balances del banco, cómo no va a poder “maquillar” unos dolaritos o euros más……?

6.- Nombre al nuevo ministro vice de un área importante, en este caso por ejemplo, la económica, pero eso sí, no le permita remover de sus cargos a los responsables de los distintos entes adscritos a esa vicepresidencia, de hecho procure dejar en esos cargos a fichas de la gestión precedente, por ejemplo, deje que el ministro anterior siga presidiendo el principal banco del estado –y del país-, que sus cancerberos continúen controlando el resto del aparato bancario público, así como otros entes claves como la Tesorería Nacional, la Oficina de Crédito Público, la de presupuesto, contabilidad y por supuesto el Seniat, para ello puede asegurarse de que todo seguirá tal cual como en la gestión anterior dividiendo el ministerio en tres carteras y colocando en la que controla a dichos entes –Banca Pública y finanzas- a un funcionario claramente identificado con la gestión predecesora. Puede tener la suerte de que el nuevo ministro de economía productiva crea que es el mandamás y se la está comiendo, porque lo nombró vice de un ente que no tiene estructura, ni personalidad jurídica, ni nada, pero usted sabe en realidad que quien realmente manda es que el controla los reales, y los reales dejaron de controlarse desde el despacho de Carmelitas, para pelotearse entre la Andrés Bello y el despacho del BCV.

7.- Arme una gran parafernalia que sirva para reunir en un mismo sarao, a empresarios honestos con aquellos que son unos auténticos hampones, amenice ese mondongo bailable con unos pomposos discursos donde se prometa que vamos a fabricar hasta el “coquito de la caraota” y hasta nombre una “Comisión de Economía Productiva”, con sus respectivos motores (que no deberían ser aquellos que servían a los opositores para mofarse de nosotros en el 2007: motor de alfa romeo, de hummer, de audi, etc.). Recuerde que en esa comisión deben existir hombres y mujeres identificados con la gestión que predominaba en finanzas anteriormente. Para cerrar con broche de oro, luego de que haya finalizado la fiesta reúnase en privado con los dueños del circo, por ejemplo Gustavo Cisneros.

8.- Por último procure dar una fecha donde anunciará anuncios que finalmente no serán anunciados, esto le restará más credibilidad de que ya ha perdido, pero además, si considera eso insuficiente, permita que su nuevo vice para el área económica siga hablando de una utopía que tal vez él mismo comience a creer irrealizable, al fin y al cabo si ya hay unos sobrinos en el imperio, nada debe costar coger un avión y largarse a la tierra de sai baba, una vez que la derecha nos revuelque en un posible revocatorio. Luego, cuando este gozando su exilio, podrá echarle la culpa a la “ortodoxia del nuevo ministro”


Esta nota ha sido leída aproximadamente 5751 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales


Otras notas de interés:


Neftalí Reyes


Visite el perfil de Neftalí Reyes para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.



Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Neftalí Reyes

Neftalí Reyes

Más artículos de este autor


US Y ab = '0'' /contraloria/a222153.htmlC0US