Ministro Ñáñez ve la economía cultural como un “motor” que aporte recursos

Freddy Ñáñez

Freddy Ñáñez

Credito: Correo del Orinoco

8 de enero de 2016.- Para el nuevo ministro del Poder Popular para la Cultura, Freddy Ñáñez, el cargo representa grandes desafíos para el desarrollo de la economía del sector como un "motor" que aporte beneficios al pueblo. También es una meta que su gestión llegue a todos los estados del país y tratar de convertir o consolidar ciudades del interior en plazas escénicas internacionales.

En declaraciones vía telefónica, el poeta explicó que la misión que le encomendó el presidente Nicolás Maduro se hizo pública en la locución de nombramientos de la noche del miércoles, en la que el Jefe del Estado reconoció que el mundo atraviesa un momento difícil que golpea a Venezuela en lo económico.

"Este es el momento ideal para superar el modelo rentista, y tiene que tener su expresión en la cultura y la subjetividad del trabajo, en cambiar nuestro modelo de consumo, por la facilidad que daba la renta petrolera", expresó.

El ministro señaló que la situación es oportuna para interpretar y desarrollar un nuevo modelo productivo desde el trabajo cultural y artístico, el de construir una nueva estética. "Ese el gran desafío", acotó.

Para Ñáñez, Venezuela es un país de gente trabajadora y hay que combatir la matriz reciente de la "anticultura del trabajo" que promueve el "dinero fácil", y que impacta lo económico, lo productivo y lo político.

"Solo en socialismo, desde las teorías y las prácticas, se puede mantener la justicia social y se puede mantener una práctica democrática desde las bases con su correlativo en lo estético y comenzar a desarrollarlo", insistió.

Ñáñez piensa que también es momento de revisar experiencias productivas nacionales desde las visiones ecologistas, los aportes del feminismo, el trueque y la resistencia de la artesanía y de las manifestaciones de la memoria.

Asentó que el esfuerzo del Gobierno del presidente Maduro es para producir al máximo, para mantener los logros sociales y alejarse del rentismo criticado por pensadores como Juan Pablo Pérez Alfonzo, Orlando Araujo o Salvador de la Plaza.

Venezuela -apuntó el escritor- es el país latinoamericano que más libros produce per capita, gracias a un sistema social del libro que publica obras fundamentales para el pensamiento, con subsidios y distribución casi gratuita pero que mediante la exportación, podrían representar ingresos. Es así como se podría pensar en planes para el comercio internacional de otros bienes culturales de la artesanía, la luthería, etcétera.

"La cultura para la Revolución siembre ha sido una inversión social y no se considera un gasto, es una inversión que redunda en el alma del pueblo y puede ser potencialmente una dinámica económica con impacto positivo", opinó.

ATENCIÓN NACIONAL

Freddy Ñáñez explicó que por estar al frente del despacho de Cultura, otra persona llevará las riendas de la Fundación para la Cultura y las Artes de la Alcaldía de Caracas (Fundarte), que dirigió desde el año 2010. No obstante, aseguró que su cargo como ministro no lo desligará ni de Caracas ni de las alcaldías y gobernaciones que comparten el modelo de la Revolución.

"Es un gran reto, porque vengo del Táchira, fui director del Gabinete de Cultura del Táchira y sé como es la dinámica de las provincias, las dificultades y las potencialidades en las diferentes regiones. Cuando me vine a Caracas estuve concentrado en el municipio Libertador y ahora la expectativa es abordar todo el territorio nacional como un espacio para las artes" en general, expresó.

Igualmente, el ministro manifestó su intención de lograr que el modelo del alcalde Jorge Rodríguez, que convirtió a Caracas en una plaza escénica internacional, se replique en otras ciudades del país que tiene potencialidades.

Mientras estuvo en Fundarte, el servidor público estuvo detrás de los festivales de teatro y el libro de Caracas, así como del Suena Caracas.

CARRERA

Freddy Ñáñez nació en Caracas, en 1976, pero se crió y vivió buena parte de su vida en San Cristóbal, capital del Táchira, donde fundó la editorial Nadie nos edita editores, publicó la revista literaria Sujeto Almado, formó parte de la agrupación Títeres Kinimarí y de la banda de rock Los Residuos. En la entidad andina también ayudó a fundar Buena TV, televisora orientada a promover y difundir la cultura local.

Es autor de varios poemarios. En 2004, fue galardonado con el Premio Nacional Certamen Mayor de las Artes y las Letras por Fuego donde dice paraíso. Al año siguiente se alzó en la Bienal Juan Beroes con Bajo palabra y en 2009 se impuso en la Bienal Ramos Sucre por Postal de sequía.

Ñáñez ha escrito Todos los instantes (2000), Un millón de pájaros muertos (2004), Los hombres que vienen de morir (Colombia, 2004), Suma del árbol (antología personal, 2006) y Sangradas Escrituras: antología de la nueva poesía en la frontera (2007).

EN GACETA

El poeta Freddy Ñáñez fue designado ministro del Poder Popular para la Cultura en la Gaceta Oficial número 40.822, del miércoles 6 de enero. El escritor sustituye en el cargo al sociólogo Reinaldo Iturriza, quien se desempeñó como titular del despacho desde septiembre de 2014.

Asimismo, en la Gaceta Oficial 40.821, del martes 5 de enero de 2016, el Ejecutivo emitió el decreto número 2.181, mediante el cual se suprime y se ordena la liquidación de la Fundación Vicente Emilio Sojo, adscrita a la cartera de Cultura.

La ejecución del proceso estará a cargo de una junta liquidadora. La Fundación Vicente Emilio Sojo se creó en noviembre de 1986.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3313 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales


Otras notas de interés:



Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



US Y ab = '0'' /actualidad/n283801.htmlC0US