Foro en el CIM: "Ventajas y riesgos de la salida de Venezuela del CIADI"

Daniel Rodrígez, Presidente por el Control Obero de BRIQVEN: "Exigimos que los dueños de la antigua MATESI den la cara por los 60 millones de dólares que dejaron en pasivos laborales"

Daniel Rodriguez, Obrero-Presidente de BRIQVEN

Daniel Rodriguez, Obrero-Presidente de BRIQVEN

02 de febrero de 2012.- En el marco del Foro realizado en el CIM sobre "Ventajas y riesgos de la salida de Venezuela del CIADI" Daniel Rodríguez, presentó una ponencia en la que compartió lo que han vivido los trabajadores de BRIQVEN, antigua MATESI. La interesante ponencia dio a conocer la explotación a la que eran sometidos los trabajadores, el plan de privatizar las empresas básicas y hasta el Cerro Bolívar. Habla de las razones por la que avalan la salida de Venezuela en el CIADI y nos cuenta de cómo esta empresa intentó dejar esta empresa en la ruina total.

Importante conocer la lucha que dieron y siguen dando estos trabajadores, quienes sin planos y sólo con su propia experiencia lograron arrancar esta planta de briquetas de hierro, demostrando que la clase obrera sí puede tener el control de las empresas.

A continuación la ponencia y el video de las mismas, que nos dan claridad total a quien defiende el CIADI y a qué intereses responde

El tema de la honorable y buena salida del CIADI de Venezuela por el Presidente Hugo Chávez Frías en la cual nosotros los obreros, los trabajadores apoyamos dicha medida, ya que voy a contar o expresar lo vivido en una planta que fue recuperada y que de una u otra forma estamos batallando por medio del control obrero, no solo por elevar sino con qué calidad de producción hacemos nuestros productos que es briquetas.

Nosotros sencillamente hicimos una pequeña presentación, un equipo de muchos jóvenes que estamos allá en la empresa BRIQVEN, obreros. Yo voy hacer una pequeña descripción, soy un trabajador que empezó siendo mecánico hidráulico y que de una u otra forma iniciamos una revolución contra una trasnacional italo-argentina TERNIUM, empezamos una lucha desde las bases, los trabajadores, para nosotros liberarnos de un yugo de explotación de esa trasnacional que no solamente pensaba en la productividad sino que pensaba en la destrucción de nuestro ambiente, la destrucción de la clase obrera que además de explotados éramos ultrajados, humillados, ellos eran los mejores realmente, eran los que sabían, no había opinión, tanto que si decíamos que éramos revolucionarios por mucho que usted pudiese saber la materia o usted les resolviera los problemas dentro de la planta, usted estaba fuera, porque había una medida muy radical por parte de ellos en contra del Gobierno Revolucionario.

De ahí se emprende una lucha que no solamente parte de MATESI, una lucha que se inicia por la conquista de nuestra gran siderúrgica SIDOR y que de una u otra forma, en vista de la gran explotación que vivió la clase obrera guayanesa por esta trasnacional, una de las emblemáticas dentro de la región, que no se conformó con SIDOR, tampoco se conformo con MATESI que es una empresa productora muy nueva de briquetas, sino que ellos ya estaban pensando en una planta de pellas que ya estaba, es decir estaban pensando en apoderarse del Cerro Bolívar para ellos explotarlo, ya estaban pensando en como conducir Ferrominera Orinoco. Era un plan macabro que ya estaba orquestado que tenía una sincronización de ver como privatizar todas las otras empresas que formaban esa cadena de hierro.

Y allí nace una lucha porque para nosotros el tema de la explotación por parte de esta trasnacional hizo que el sector trabajador de la base se uniera bajo una política conjunta, tanto que sectores políticos adversos, de oposición en vista de la posición tan radical de esta trasnacional pudimos llegar a un acuerdo único de sacar a ala trasnacional, porque veíamos como un enemigo mayor dentro de nuestras propias plantas.

Y pasó algo interesante, que empezó a unirse todo el sector laboral en la cual nosotros participamos porque vimos que era un momento histórico para nosotros, no lo veíamos solamente con MATESI sino realmente veíamos la conquista, la recuperación de nuestra gran siderúrgica, la libertad de la clase obrera trabajadora que fue humillada en la región, donde prácticamente los trabajadores tenían que taxiar, trabajadores que tenía que hacer otras funciones para poder sobrevivir, donde había una diferencia bárbara no solamente salarial, sino de carácter social, donde de una u otra forma nos vimos obligados a emprender una lucha.

Y la lucha se intensifica no solamente porque nosotros vivimos en Guayana, por la explotación que en 10 años de que una trasnacional venía atropellando a la clase obrera, venía atropellando a la comunidad, venía engañando a la comunidad, por ejemplo con una bombona que no existía. Existía la gran propaganda pero no existía la bombona y de otras cosas que decían porque era la propaganda también de los medios de comunicación local que también tenían comprado para hacer esa propaganda y mentirle a la comunidad de que de verdad ellos eran una empresa rentable con la comunidad.

Pero una de las cosas que se intensificó fue cuando ellos decidieron imponer lo que llaman la corporación TERNIUM, ellos buscaron borrar el logo de lo que de la siderúrgica (SIDOR), el logo que es la primera colada y crear su nuevo logo en la mente de los trabajadores para buscar como manipularlos y como hacer que ellos hagan el esquema neoliberal y capitalista que estaban implantando dentro de la siderúrgica. Eso también nos pasó a nosotros y desde ahí se intensifica la lucha, porque no a todos los trabajadores les gustó que ese logo que todos los llevaban en el corazón, (ahorita es el logo de la misma colada pero ahora con el mapa de Venezuela), ese logo hizo que tocaran la tecla roja que nosotros no quisimos que nos tocaran y se emprende esa gran lucha en la cual nosotros logramos la nacionalización de SIDOR por un conflicto de una convención colectiva, en la cual en vista de una situación en ese momento salimos nosotros “beneficiados” porque la propuesta era que se nacionalizará TAVSA y MATESI, porque eran del mismo grupo, pero en vista de mantener las relaciones diplomáticas con el país de Argentina en ese tiempo, se dejó que TAVSA se mantuviera en el sector privado y MATESI también, la cual nosotros en su oportunidad levantamos nuestra voz y dijimos que era un error porque nosotros como empresa briquetera suministramos materia prima a SIDOR y podíamos también vernos vetados de que no se diera la producción ante SIDOR para buscar el fracaso de la misma empresa siderúrgicapara que se pensara que tomándola el gobierno no es productiva.

Muchas cosas se comenzaron a debatir, pero más que el debate nos otorgan la convención colectiva como la pedimos, igualmente en TAVSA, una empresa de tubos sin costura, y desde ahí nosotros emprendimos la segunda fase de lo que nosotros llamamos la lucha contra la trasnacional, un año como 2009 el 22 de mayo en un evento donde el Presidente de la República en vista de tantos planteamientos que hemos venido haciendo en Miraflores, no que solamente era un error, sino que estos señores MATESI no era adquisitivo tenerla y ellos buscaron endeudarse. Es importante que ustedes sepan que MATESI tiene un porcentaje el 50.2% de TENARIS y el 49.8% de SIDOR. En vista de eso empezamos hacer una lucha contra la trasnacional desde adentro donde de una forma u otra empezamos a reclamar situaciones que estaban pasando ellos intensificaron, tuvieron un pequeño tiempo en el cual caminaron con nosotros en medio de un acuerdo ellos llamaron con el gobierno de paz en la cual nosotros no estuvimos de acuerdo, pero era necesario ponerla productiva para que empecemos a crear la dinámica porque era una planta que estaba productiva.

En el marco de la crisis financiera, estos señores buscan el mejor momento para decir señores por la crisis nosotros no podemos seguir, ese fue el argumento final y de alguna u otra forma ellos nos argumentaron que había que parar la planta porque había que hacer una parada mayor, nosotros nos negábamos en vista de esto ya que también hubio muchos reclamos, ellos no invirtieron mas en la planta, empezaron a desmantelar un reactor con el otro y a sacar toda la briqueta fuera del país hacia México y tratar que todas las ganancias quedara en HEIL o HYL en México. Todas esas denuncias se hicieron, no intentaron sacar repuestos, ni maquinarias, ¡no lo permitimos!. Desde ese momentos nosotros empezamos a tomar la planta, había una guerra de ideas, nosotros decíamos que ellos tienen el 50.2%, nosotros el Estado tiene el 49.8% y que las decisiones tenían que tomarse en conjunto y emprendimos, ellos pararon la planta, empezamos hacer una parada mayor y ellos un día nos dicen: ¡señores esto hay que cerrarlo, no podemos sostenernos con la crisis!. Se emprende una lucha, una huelga que duró siete meses, donde ellos sacaron a todos los tercerizados a la calle, a nosotros pretendían primero ponernos en un turno único y después cuando se llega a un turno único a una situación puntual dicen: no es a la calle que van.

Esa lucha duró siete meses sin salario, una lucha donde realmente pudimos darnos cuenta que no era fácil enfrentarnos a una trasnacional con mucho poder. Pero había algo tan interesante había una primera fase que la vivimos en lo que era la nacionalización de SIDOR y que una de las esperanzas que nosotros teníamos era un presidente como Hugo Rafael Chávez Frías, que de una u otra forma escuchaba al pueblo y escuchaba a los trabajadores. Emprendimos la lucha convencidos de que si podemos lograrlo, manteniendo la unidad y que no solamente planteamos, porque nosotros lo logramos en una oportunidad el Presidente nos habló yo voy a nacionalizar esa empresa por compromiso, pero nosotros no fuimos conformes, hicimos un planteamiento en Miraflores que no solamente era MATESI sino un sector, el sector briquetero que esta conformado por las empresas Venprecar, Orinoco Iron empresa de los Machado Zuloaga y Consigua de varios consorcios japoneses.

Nosotros planteamos que no solamente el Presidente investigue esto también, porque no nos conformamos y le dijimos: Presidente no se crea esta usted dentro de un marco constitucional el artículo 302 de la Constitución donde habla del Estado, se reserva el derecho de sus recursos, porque son de ellos. En el marco de la soberanía él podía tomar esa decisión. Hicimos ese planteamiento en Miraflores, en una reunión donde hicimos una propuesta de que el Presidente fuera a Guayana para hacer un acto con los trabajadores y le dijimos: Sr. Presidente firme la convención colectiva en ese momento de la empresa Ferrominera, pero no solamente era eso sino también hacer unas mesas de trabajo para denunciar una serie de irregularidades que estaban pasando a niveles gerenciales, invitación que fue aceptada por el Presidente de la República y la oportunidad que se nos brindó a nosotros para hacer la propuesta de nacionalización de todo el sector briquetero donde el 22 de mayo del 2009, un evento para nosotros apoteósico en la región.

El Presidente Chávez en solicitud de 11 mesas de trabajo nacionaliza seis empresas las cuales fueron Venprecar, Orinoco Agro, Consigua, MATESI, Cerámicas Carabobo y Tavsa, de una u otra forma nos obligó no solamente a quedarnos en el tema de la nacionalización, sino a emprender una fase que no la conocíamos. Ahora ver como ya esta empresa es parte de nosotros o ya esta siendo entregada y cómo nosotros conducirla bajo un modelo que nació también ese día, en lo que nosotros llamamos el Plan Guayana Socialista por medio del control obrero.

Allí empieza a nacer la palabra control obrero, ya estaba trabajándose, nosotros hablábamos del control obrero pero no había ese brazo político de arriba que pudiese aceptar esa palabra que es simplemente que todos los obreros o que las decisiones sean participativas en colectivo dentro de nuestras fábricas y que sea la clase trabajadora en su conjunto dentro de todo el marco, desde lo estructural, desde lo más simple, vamos a decir desde la persona que barre hasta la máxima expresión de una presidencia en la estructura participemos de la elección un conducción dentro de una empresa.

Entonces nosotros de una u otra forma emprendimos esa segunda fase, y hemos llegado hasta aquí, ya el Presidente Chávez nos nacionalizó, pero nos tocó preguntarnos y ¿quién va a conducir esto? Y de otra forma nos tocó a nosotros, porque la trasnacional no solamente se conformó con decir yo entrego y ustedes me pagan, sino que se llevó todos los datos la información de nuestra empresa, toda la plataforma administrativa, es decir, todo el personal administrativo se lo llevó no nos quedo ni uno, no, una sola persona que creyó en el control obrero, confíó en la clase obrera, una camarada que por decir no estoy de acuerdo, la mano derecha de la máxima autoridad argentino la botaron, no valió que esa persona construyó la empresa porque es una persona que viene de SIDOR, no valió eso, "estás con ellos, chao", pero todo el personal administrativo se fue, toda la información, los planos se los llevaron y a nosotros no tocó no sólo una ardua lucha por recuperar la empresa, por lograr un triunfo con el Comandante que en ese momento dijo me la juego con los trabajadores, sino también nosotros decirle señor Presidente nos la jugamos con usted, pero cuando llegamos a ese momento dijimos: bueno hay una palabra empeñada por la clase trabajadora, pero ahora tenemos un escenario, un desierto, porque estos señores dejaron una planta en la ruina, en la quiebra porque no solamente había una intención más maquiavélica que no sólo la dejaron parada sino los equipos abiertos, dos años estuvo para esta empresa para que los equipos se dañaran completamente, se oxidaran por dentro.

Y realmente nosotros empezamos a construir y todo empezó con la creación de un plan hecho por los trabajadores. Les voy a presentar algo simple, más técnico. Nosotros también preparamos de nuestra investigación, ya que Delani en septiembre introduce una demanda contra el estado venezolano, empezamos nosotros a investigar para saber qué es eso, más que lo que hemos construido también no menospreciamos la situación que esta pasando y empezamos a investigar cosas que ya se han dicho.

Más que conquistar una empresa, nosotros empezamos a reactivarnos con tres planes. Emprendimos en vista de todos estos resultados, el 14 de julio por decreto presidencial 6.796 se publica por gaceta lo que nosotros llamamos la adquisición de los bienes de la empresa MATESI Siderúrgico y de las otras cinco empresas restantes, es decir, el 22 de mayo se hace el anuncio presidencial, en este momento se capitaliza jurídicamente, pero ahí nosotros comenzamos a activarnos, se crearon unas comisiones de trabajo de carácter presidencial en la cual yo participé, en una junta directiva interventora en la cual nosotros emprendimos lo que era el arranque operativo en nuestra empresa y como iba a quedar, en ese sentido el 17 de agosto el Estado venezolano en vista de que los argentinos estaban ahí, bueno ya era algo prácticamente dual, ellos querían tomar decisiones nosotros decíamos tienen que tomarla con nosotros porque hay una comisión interventora, ellos decidieron irse, entregar la empresa y nosotros le exigíamos, por que le pedíamos los planos, donde está la información, donde está todo esto y no la entregaban, en vista de esto decidieron irse y el Estado venezolano asume el control operativo de los bienes de la propiedad de la empresa.

No nos tocó nada fácil, arrancar una planta sin planos, sin procedimiento, sólo con la experiencia del diario y algunas cosas que nosotros hicimos de inteligencia obrera que fuimos captando en vista de cualquier situación, pero la intención de la trasnacional fue dejarnos sin nada y nosotros como trabajadores empezamos asumir desde las bases el sistema administrativo de la empresa y empezar a dirigir bajo el modelo de control obrero. Llegamos a la conclusión de crear una comisión que se llama comité operativo transitorio, ya que está gaceta nos ilimitaba en lo que es el marco de los procedimientos y lo que es la ley de contrataciones públicas, una serie de cosas que son parte de los procedimientos que tenemos que estar, porque nos estamos haciendo una revolución a lo loco, sino acogiéndonos a todo los reglamentos y leyes que nos acogen en la constitución.

Nosotros le propusimos al Presidente de la República crear este comité operativo que nos daba poder para nosotros tomar decisiones y arrancar la empresa. También el 14 de junio de 2011, en este momento nosotros le propusimos al Presidente Chávez, no sólo la creación del comité operativo sino que hicimos un análisis de este decreto 6.796 donde habla que la adquisición de los bienes de las empresas, nosotros analizamos la historia de esta trasnacional que antes era una empresa POSVEN, GRUPO POVCO y ellos realmente compraron los bienes, compraron MATESI y sacaron otra empresa y tu asume tus cuestiones y yo arranco con una nueva empresa y en vista de este nuevo esquema vamos a meterle ese mismo retruque, en vista de este decreto. Le planteamos al Presidente crear una nueva empresa y ponerla en estos bienes, una empresa donde nosotros debatimos en mesas de trabajo, ponerla nosotros los trabajadores, una empresa el sentido de lo que nosotros hacemos y de los que somos, de ahí nace Briquetera de Venezuela C. A.

¿Por qué Briquetera de Venezuela? Briquetera porque somos briqueteros, eso es lo que hacemos, así como dicen los siderúrgicos y venezolanos, porque desde ese momento nos sentimos nacionalistas y como fuimos atropellados por una trasnacional nosotros teníamos la convicción de arrancar una empresa y somos nosotros los venezolanos que lo vamos hacer y nace el 14 de junio el decreto 8.280 donde se da inicio a la expropiación de los bienes de propiedad de la empresa MATESI que sea requerido para la ejecución de la obra Briquetera de Venezuela C.A, un acto que se hizo en la empresa ALCASA, en la región de Guayana donde nosotros habíamos llorado la segunda vez, porque el presidente tomo una palabra de nosotros, porque esta empresa no sólo se llama BRIQVEN, sino porque era algo de nosotros, nos sentimos orgullosos de nuestro Presidente porque nos escuchó.

En ese momento, nosotros emprendimos un plan de tres fases, en la cual nosotros le planteamos al Presidente de la República, gracias por darnos el comité operativo, ya tenemos un poder para arrancar una planta, gracias por darnos el nombre, nosotros lo tenemos apartado una de las cosas que estamos ahorita en la Procuraduría insistiendo, constitúyannos esa empresa, no la han querido constituir porque hay muchos factores que de una u otra forma, cosa que nosotros no estamos de acuerdo. Pero nosotros en vista de que ya por la Asamblea Nacional le cambiamos hasta el nombre de la empresa, quitamos eso de MATESI, esto se llama ahora así a pesar de que la empresa aún no esta constituida eso es algo una revolución que estamos haciendo ahorita y nos han criticado desde la CVG porque ustedes hicieron eso, porque ya eso esta aquí y nosotros lo avalamos.

Y nace lo que es un trabajo donde recuperamos la empresa en sus distintas fases una empresa compleja, tiene dos reactores, una empresa que están en el ranking de grado número seis de riesgo, una planta que trabaja con hidrogeno. Nosotros recuperamos la empresa gracias a un aporte que nos dio el Gobierno Nacional para pagar nuestro salario, para nosotros buscar una ingeniería, empezamos a vender unos productos que decían que eran de ellos, no esos no es tuyo te lo pagaremos cuando arranquemos.

Nos deslastramos de muchas cosas descripciones de cargo, nosotros barríamos si teníamos que barrer, yo tenía que martillar así me pusieran de presidente, yo decía ¡vamos a darle!. Empezamos hacer una serie de cosas consiguiendo la reparación de equipos que estaban deteriorados y logramos que la fase cero se cumpliera a cabalidad al 100 %.

El 17 de diciembre de 2010 nosotros conseguimos el arranque productivo de nuestra empresa, donde al principio nos vimos con ese grado de complejidad trabajando con gases, con hidrógeno, pero nos arriesgamos fue una gran aventura. Ahora estamos arrancando el segundo reactor y lo estamos haciendo técnicamente, pero era necesario en ese momento demostrar que la clase obrera sí podía lograrlo. Y por qué digo la clase obrera, porque nosotros rechazamos la ayuda de unos grandes eruditos, técnicos, burócratas que estaban dirigiendo unas empresas había uno de una empresa de tubos sin costuras que aún no había arrancado su empresa, entonces decíamos: si tú nos has arrancado tu empresa como nos vas ayudar arrancar la de nosotros. Ellos decían: no señores hay que llamar a trasnacionales para que los ayuden a arrancar, hay que llamar a los mexicanos HYL por la patente, no aquí arrancamos nosotros y después que vengan ellos si les da la gana pero nosotros vamos a demostrar que si podemos y de repente caímos un poco en el orgullo en ese momento, pero nosotros estábamos convencidos en demostrar que la clase obrera si puede arrancar una planta, que si puede administrar una planta y que la clase obrera puede construir un país, la patria socialista que quiere ¡si se puede hacer en los medios productivos!. Algo tan sencillo, pero queríamos dar esa demostración clara en ese espacio en ese tiempo y logramos que esta fase cero culminara exitosamente con un arranque en el mes de diciembre de 2010 donde todos celebramos, lloramos, nos abrazamos y nosotros hemos declarado ese día, un día nacional y los celebramos porque es parte de nuestra historia.

En vista de todo esto, nosotros estamos trabajando en la otra fase, la fase numero uno, la operación del módulo uno, mantener el módulo que estamos produciendo y arrancar el módulo numero dos, que en eso estamos trabajando este año y Dios mediante a mediados de año estará arrancando el segundo reactor que fue totalmente desmantelado, pero vamos a repetir esa historia que en el 2010 nosotros tuvimos, pero más que esto el módulo de arranque dos mejorar al 100% nuestra planta, porque uno de los lemas que tenemos nosotros allá es si en el capitalismo la empresas son productivas en el socialismo las empresas deben ser mejor y nosotros debemos llegar al máximo.

En ese sentido, nosotros ahorita no lo estamos haciendo bajo el esquema tradicional de las empresas, sino bajo el modelo del control obrero que es la participación colectiva de la clase trabajadora, hacemos mesas de trabajo dinámicas en la toma de decisiones donde todos opinamos, direccionamos nuestra empresa, pero con una característica que cada uno de nosotros somos responsables en nuestro espacio y lugar de que todo eso se logre, respetando toda la estructura y que existe un compromiso colectivo desde el presidente hasta el que está abajo.

Estamos de acuerdo con la postura del Presidente de la República (de salir del CIADI), porque nosotros hemos criticado las posiciones que ha hecho la trasnacional contra el gobierno venezolano y es necesario que ellos vengan a Venezuela a asumir los costos laborales de la clase trabajadora que llega a una cuantiosa suma de 60 millones de dólares que están en pasivos laborales, pasivos estructurales y pasivos ambientales, nosotros los estamos llamando a que tienen que discutirlo aquí, tiene que darle la cara a los trabajadores, le hemos planteado al Presidente de la República que debe haber un representante de la clase obrera para velar que eso se logre porque no sólo es la parte numérica lo que vemos, sino el daño, la vida, el deterioro humano no tiene precio.

Me centré un poco en dar a conocer esta pequeña historia, que se que también están en otras empresas como Fama de América, Aceites Diana y otras empresas que fueron nacionalizadas y que se ha creado el control obrero también, pero creemos que la clase trabajadora sí puede construir la patria sociales que quiere este país y es necesario que se tome esta medida radical para que las trasnacionales vengan a darle la cara a los trabajadores aquí en la soberanía de nuestro país, ya que este es una país que tiene y ha tenido una deuda con la clase trabajadora. Muchas gracias


Esta nota ha sido leída aproximadamente 7983 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales




Comparte en las redes sociales



Notas relacionadas

Otras noticias sobre el tema Centro Internacional Miranda (CIM)


Pulse aquí para leer ver todas las noticias y artículos sobre Centro Internacional Miranda (CIM)

US N /actualidad/n198041.htmlCUS