Poema a la revolución

En una lujosa mansión
Se reúne la oposición
Para planear la agresión
Contra el pueblo y su Constitución.

Pactaron con el demonio
Que habita en la Casa Blanca
Proponiendo un pandemonio
Con su política nefasta

La jerarquía de la Iglesia
Sin conciencia y sin moral
Bendijo esa unión perversa
De rodillas ante el neoliberal.

Con la cruz puesta al revés
Aceptan de Bush la opción
Para que se vaya Chávez
Aniquilemos la población.

Convencieron a sus seguidores
Que ya tenían un pie en Miraflores
Porque los capos mayores
Mandaron recursos en dólares

A esa gentuza Bushifascista y apátrida
Que en una plaza estaba instalada
Sobre un templete se dedicaban
A disociara a quienes escuchaban

Jugaron con sus temores
Tocando sus intereses
Dejándoles sin sabores
Y envenenadas sus mentes

Entre guarimbas, trancazos,
Licor, muerte y destrucción,
Se daban un buen banquete
Los medios de comunicación

Proyectando las vagabunderías por televisión,
De los cretinos de la conspiración
Vociferando que había una “cubanización”
Porque se les coartaba la libertad de expresión.

Reunidos en su nido
Este híbrido sin sentido
Preñados con intención
De acabar con esta revolución.

Con los recursos del pueblo
Viajaron a los New Yores
Gastaron mucho dinero en estudios superiores
Pero la imbecilidad vuelve vil

Aunque se disfracen de sociedad civil.
El ciudadano común que los veía en la pantalla,
Con los rostros deformados por gestos desafiantes
Temía que se preparar contra el pueblo una batalla.

Al ver esas personas en agitación delirante.
¡pa´esa plaza no hay quien vaya!
Hasta que no se vacunen y se les quite
Esa rabia, o le hagan exorcismo y
El demonio se les salga.

Coloquemos en balanza
Al pobre o al indígena con su templaza.
Con lo que hizo esta gente en la susodicha plaza.
¡No hay punto de comparación!

El humilde de gran corazón
Lucha por salir de la opresión
Participando con gran ilusión
Para vivir en mejor condición.

Los otros de “mayor educación”
Luchan por sus privilegios
Y seguir con la explotación.
El egoísmo perturbó su razón,
Desatando su baja pasión.
Son motivo de preocupación,
Porque viven en constante confusión.
Por causa de la manipulación
Están de hospitalización.
¿Dónde quedó la humanización?

CEDICE que recibieron dólares de la CIA
Para propiciar la desestabilización,
TambiÉn pagaron a los policías
Que masacraron a la población.

Los cobardes de PDVSA
Que paralizaron el país
Sabotearon nuestra empresa
Y nos quitaron el maíz.

Los bancos cerraron
Los dólares se llevaron,
La moneda devaluaron
La economía desplomaron,
Fuerza armada y pueblo se movilizaron,
Y su empresa rescataron.

Además de grotescos son bien descarados
Porque ellos solitos se han desenmascarado
¿De qué drenaje saldrían las ratas
Que hoy anidan en la Coordinadora Democrática?

Hacen rueda de prensa
Ofendiendo al país con semejantes propuestas,
Poniendo caras de agafiados
Para subir en las encuestas.

Esta oposición de mierda que expresa clara y formalmente su intención macabra.
Eliminarán leyes, instituciones, proyectos y misiones,
Que lanzarán por el caño con sólo un abracadabra.
Pretenden reducir el gasto del Estado, vendiendo las empresas básicas,
Ya no habrán empleados públicos
Los mandarán para sus casas.
Pensionados, sobrevivientes y jubilados,
No recibirán un solo centavo.
Estarán tristes y acongojados,
Porque estará todo privatizado.

Los banqueros rapidito
Se pondrán en acción,
A los deudores hipotecarios
La aplicarán la INDEXACIÓN.

Los créditos de los carros,
Le aplicarán la cuota balón.
Los que piensen apoyar esta salvajada
Tampoco tendrán salvación.

A la pequeña y la mediana empresa,
Le caerán como perros de presa.
El campesino deberá ceder la tierra,
Al latifundista que le hará la guerra.

Los pescadores humildes de las riberas
Tampoco tendrán ley que los defienda.
Su canoita y su red se colocarán de hombreras,
Porque barcos de arrastre
Se perpetuarán en las zonas costeras.

Se matarán entre ellos,
Para ver quién gobierna.
Pero el que los manda no está en Venezuela.
Y se humillarán ante él, lamiéndole las medias.

Para ofertar el país con todas su riquezas.
Volverán los terroristas a mandar en PDVSA
El fondo monetario les abrirá las puertas.
Succionarán como vampiros las reservas
Y vivirán como reyes a costa de nuestra pobreza.

Buscan de condicionar a los viejos
Endulzándolos con aguita e´ papelón
Prometiendo ayuda con encendida pasión.
A cambio de los votos en la próxima elección.

¡Ja! Ustedes creen que ellos son pendejos?
No se dejarán quitar su pensión
Ni de broma- ninguna misión!
Que han abrigado con satisfacción, les ha devuelto la visión
“Y el valor de la INCLUSIÖN”

Pensando que una habían pegado
Y al pueblo habían conquistado
Pues, dormido se habían quedado
Porque una limpia se habían fumado

Con sus ataques anales
Y sus hemorragias de errores
Ni que se pongan tampones
Vayan a freir churros-señores

Su afectación, su locura, esa lujuria de poder
A otro perro con ese hueso- a nosotros no nos van a joder.
Añoran el pasado de relajo
Donde los gobernantes no servían pa un carajo

Convertir el país en un bochinche
Como el que tenían con el baboso Lusinchi
Ni acordarse de aquel que caminaba de frente
Agitando las manos como epiléptico demente

Tan ridículo el bichito
Que de ratico en ratico brincaba un charquito
Otro muerto viviente
Cuyo séquito era un mosquero
Se lanzó con el chiripero
¡Que de chiripa ganó!
Sin pueblo y sin chiripero gobernó

Nuestras prestaciones vendió y nos dejó en este esterero
Que convergencia tan extraña
Las que tenían estas alimañas
Succionaron al pobre hasta mas no poder
Se decían social cristianos y negociaban con Lucifer
Pero el pueblo humilde que es avispado
Con paciencia los ha soportado
Porque ya no puede ser manipulado
Y a Santa Inés los ha llevado

Sabido es incrementarán su guerra sucia
Ordenada por el gobierno fascista de USA
Introducida al país por los miembros de la CIA
Enlazados con los policías
Y sus lacayos de primero justicia

No olvidemos compatriotas
Que la lucha es por vivir
No hagas caso a esas plastotas
Que nos quieren dividir

Con acciones terroristas
Nos quieren disminuir
Trayendo a sus para patotas
Que miedo-nos quieren infundir

Los vemos poniendo la torta
Que hasta ganas nos da de reir
Después que metieron la patota
¿Creen que los vamos a seguir?

Tan seguros estamos de su derrota
Porque no nos puede confundir.
Nos vemos en Santa Inés
¡Venceremos otra vez!

NO VOLVERAN


Elaborado por :
Mechita Pérez

Esta nota ha sido leída aproximadamente 14737 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales




Comparte en las redes sociales




Notas relacionadas

US Y /actualidad/a9552.htmlCUS