Integración Hispanoamericana, auténtico sueño de ejercicio de Soberanía

Francisco de Miranda para 1791 ya proponía “Formar de la América una gran familia de Hermanos”. Simón Bolívar El Libertador, en la Carta de Jamaica, 1815, pincelaba ideas para la unidad de los territorios liberados, refiriéndose entonces a la “necesidad de unificar, a Hispanoamérica en una sola Nación”. Visionario había presagiado entonces, para Mesoamérica: “Esta magnífica posición entre dos grandes mares podrá ser con el tiempo el emporio del universo, sus canales acortarán las distancias del mundo, estrecharán los lazos comerciales de Europa, América y Asia; traerán a tan feliz región los tributos de las cuatro partes del globo…”

Insistió tanto El Libertador en la necesidad de formar un solo cuerpo político con los Estados Hispanoamericanos, que a mediados de 1818, en carta enviada al Director Supremo del Gobierno de Buenos Aires, le expresó: “La América así unida, si el cielo nos concede este deseado voto, podrá llamarse la Reina de las Naciones y la Madre de las Repúblicas”.

En 1826 después de dos largos y laboriosos años instala el “Congreso Anfictiónico de Panamá” contra viento y marea, inspirado en que los “intereses y relaciones que unen entre si a la Repúblicas Americanas, antes colonias españolas, tengan una base fundamental que eternice, si es posible la duración de estos gobiernos”, en principio. Pero las sombras imperiales acariciaban a los territorios libertados de Hispanoamérica amenazando la soberanía de las nuevas naciones y presagiando el fracaso del Congreso. En su mensaje al Congreso, James Monroe Presidente de los EEUU, el 2 de diciembre de 1823, lanza la “Doctrina Monroe” con el lema “América para los americanos”, dando inicio al paternalismo o proteccionismo (que tan caro hemos pagado hasta hoy); destinada entonces, a contener las pretensiones de reconquista que se tamizaban sobre los “territorios desmembrados del Imperio Hispánico de Ultramar” (como nos llamaba el Imperio del norte, para no reconocer nuestras soberanías), por parte de la “Santa Alianza” y de la misma Inglaterra. Paternalismo o proteccionismo que no fue otra cosa que neo-colonialismo.

Quinientos años de colonialismo y pisoteo de las botas imperiales no fueron suficientes. Casi para la conmemoración de esos quinientos infaustos años, no por casualidad el imperio del Norte (USA) y el europeo (Inglaterra) lanzan al mundo la Globalización. Propuesta que lleva como punta de lanza la Descentralización y privatización de los servicios públicos y de las empresas básicas, en una clara y determinada maniobra para terminar su trabajo de desmontaje de los estados-nación de los países explotados del mundo. Mecanismo claro de dominación, partiendo del principio estratégico de: “divide y vencerás”. Objetivo, continuar con la explotación y dominación de nuestros pueblos.

Por más que nuestros gobiernos hayan asumido la responsabilidad y el compromiso de la integración, eso no es suficiente. Debemos asumir esta tarea desde las bases populares. Mas que un decreto o un edicto, es este un ejercicio del día a día con nuestros hijos, vecinos, comunidades, clientes, amigos, sindicatos, pueblo organizado. Por lo pronto, nosotros l@s médic@s de la CONAMEV, estamos realizando una gira Latino Americano caribeña, de cara a la realización del “1º Congreso Latinoamericano de Médic@s Revolucionari@s Socialistas” enmarcados en la propuesta del ALBA, como aporte sustantivo, de expresión popular para el proceso integracionista de la Hispanoamerica.

Esta en peligro nuestra soberanía. Están en riesgo nuestras naciones. Es ahora o nunca. ¡Si no, preguntémoselo a Bolívar! . Rumbo al Socialismo Bolivariano. “Solo el Pueblo salva al Pueblo”.


(*)Médico venezolano gastroenterólogo.

Miembro de la CONAMEV (Coordinadora Nacional de Médic@s por Venezuela)

Miembro de los Cuerpos Combatientes de la Reserva Militar y Movilización Nacional de la CONAMEV


… NO VOLVERÁN.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 6401 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales




US Y /actualidad/a45154.htmlCUS