Lo cortés no quita lo valiente

"¡Legisladores! Yo deposito en vuestras manos el mando supremo de Venezuela. Vuestro es ahora el augusto deber de consagraros a la felicidad de la República; en vuestras manos está la balanza de nuestros destinos, la medida de nuestra gloria, ellas sellarán los decretos que fijen nuestra libertad".

Libertador Simón Bolívar: Discurso de Angostura

El tiempo y el trabajo son los mejores aliados para desarrollar con buen pie esta difícil cruzada que vivimos en Venezuela, signada por el peligro de los ataques continuados en contra del país con el propósito de desmontar los avances de la Revolución Bolivariana. La lucha en este momento se debate entre la evolución hacia el Socialismos Bolivariano y la embestida vengativa que desde la Asamblea Nacional se vislumbra por parte de la bancada de oposición.

Somos tierra bendita, de héroes, de hombres y mujeres de alma fuerte y gran corazón. Herederos de Bolívar, Rodríguez, Miranda, Sucre, hemos transitado un camino duro para alcanzar la libertad y la independencia. Sangre, sudor y lágrimas vertidos en nombre de una causa para constituirnos en República, hoy la Quinta República que enaltece a Venezuela con su Constitución Bolivariana, flamante reivindicadora de los derechos humanos. Nuestra noble Carta Magna, siendo adolescente ha padecido malos tratos e irrespeto, pero su fuerza moral la eleva sobre los espíritus mezquinos que un día abofetearon su legitimidad, desconociendo la voluntad del pueblo venezolano, en un trago amargo y breve de dictadura oprobiosa.

Todavía se puede recordar la sonrisa maligna de Carmona el Breve, auto juramentándose, desconociendo al Padre de la Patria, mientras los vítores de quienes hoy aplauden las palabras del dirigente adeco Ramos Allup, el verdadero artífice de la Mesa de la desunión, suenan huecos, falsos. Como hueco es su corazón y falsa su voluntad de servir al pueblo. ¿Cómo es que quieren revertir el modelo y al mismo tiempo exaltaban las misiones sociales? ¿Qué va a suceder con los egresados de la Universidad Bolivariana de Venezuela? Y los médicos integrales comunitarios ¿serán reconocidos como verdaderos profesionales de la salud?

Hondo desprecio ha sentido este sector político por el pueblo beneficiado, por el pueblo de los sectores más desposeídos; vil ha sido su comportamiento con la clase media, sembrando un terror forjado en los laboratorios de la guerra no convencional. La gran estrategia era lograr exaltar los vicios incrustados en el comportamiento de la gente, generados por el sistema capitalista. Vicios tales como un materialismo que anula la espiritualidad y el desapego; el desinterés por el prójimo; el culto al dinero, especialmente al dólar; la ambición por el lucro fácil. De allí en adelante, cualquier medio para lograr objetivos monetarios se justificaría, todo estimulado a partir de una guerra promovida con las armas de la manipulación, respaldado por el gobierno de los Estados Unidos.

El trabajo para invadir la conciencia social por parte de los gestores de la maldad y el engaño dio sus frutos en el resultado electoral, aunque no pudo fracturar la verdadera unidad del pueblo revolucionario. Los que sintieron por alguna razón u otra la necesidad de expresar su descontento por la situación actual, o cedieron ante la campaña maléfica y la ilusión de que al ganar la mayoría de los escaños de la Asamblea Nacional se acabarían las colas y los anaqueles estarían provistos con total normalidad.

Ahora la gran bofetada. Nos arrebatan los símbolos de venezolanidad, se instala la Asamblea Nacional ignorando la Constitución, el Himno Nacional, y luego, pensando que no lo vería nadie desprecia la historia de nuestra independencia al mandar a la basura la imagen de Simón Bolívar. Es que acaso ¿no podía Ramos Allup conservar la ponderación, demostrar nivel ciudadano, y sin perder su posición política guardar los buenos modales? Lo cortés no quita lo valiente, después de todo.

La sensación al ver ese acto de insensatez y grosería, ha sido de indignación colectiva. Digamos que escupió sobre las letras doradas de la historia, porque la MUD se niega a reconocer la reivindicación que de nuestros símbolos patrios, nuestros héroes de independencia y las referencias más significativas de nuestra idiosincrasia, ha hecho la revolución bolivariana.

Espero que estos hechos permitan generar una reflexión profunda frente a valores y antivalores que pujan entre sí para imponerse. Para las páginas oscuras de la historia quedará el triste papel de Ramos Allup y el equipo que lidera desde la MUD, burlándose de nuestra esencia y utilizando el poder legislativo nacional para desquitarse personalmente de los arrebatos del poder al cual se han creído con derecho omnímodo y eterno.

LECCIÓN HISTÓRICA

Que sirva de lección para todos, el gesto atrevido de Ramos Allup. Desde la MUD se ha cometido un agravio histórico contra El Libertador, pero también existen otras formas de atentar contra la memoria del Padre de la Patria.

Es tarea de todos los venezolanos que amamos la patria reivindicarlo, con trabajo, respeto al prójimo, consideración y transparencia en nuestras acciones. No se trata de venerar un retrato o visitar un mausoleo, sino también de hacer honor al compromiso diario de ser un buen ciudadano, funcionario probo, respetuoso y considerado con la gente.

Esa es la mejor lección ante la canallada cometida y la mejor forma de demostrar al pueblo incrédulo que la revolución seguirá su marcha honrosa por un camino de construcción y amor.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 602 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales


Otras notas de interés:



Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter




US Y ab = '0'' /actualidad/a220855.htmlC0US