La historia está aquí, hoy

Parece mentira que ya estemos conmemorando 11 años de aquel Golpe de Estado al gobierno revolucionario, tentado la estabilidad del pueblo y causando revuelta por parte de grupos de la derecha venezolana quienes tomaron el poder por pocos instante y despertando el sentir del pueblo.

En aquellos días tan tenebrosos para el pueblo venezolano, representantes de los sectores más conservadores de la oligarquía, apoyados por algunos altos oficiales del ejército, secuestraron al mandatario constitucional de Venezuela y asumieron el poder. Culminación de una intensa campaña desestabilizadora desatada por la oposición venezolana.

Campaña que apoyada por los grandes medios de comunicación masivos penetraban en las mentes de los niños, jóvenes y adulto s mensajes de ambientes de caos en el país.

Es imposible olvidar aquellas imágenes de violencia, agresiones y manifestaciones de odio para un hombre que buscaba librar nuestras cadenas y sacarnos del fango , el mismo que en la actualidad la oposición pretende simular querer y congraciarse con él reconociendo algunas de sus virtudes y logros, pero que detrás de esa cortina de humo todavía late ese inmenso odio, ese rencor y la lamentable forma de vilipendiar a un hombre de humilde y lleno de paz.

Los medios transmitían en esos momentos la revuelta de grupos de la derecha venezolana tomando el poder y nombrado al presidente de Fedecámaras, Pedro Carmona Estanga, como presidente interino disolviendo de inmediato todos los poderes del Estado.

Desataron persecuciones en contra de ministros y dirigentes del gobierno, así como de partidarios afectos al gobierno, mientras el entonces presidente, Pedro Carmona Estanga, asumía la presidencia.

Hoy puedo recordar esas causas que llevaron a estos burguesitos a realizar el golpe: intereses económicos, de poder y repudio sobre las leyes dictadas por el gobierno, los promotores del golpe estuvieron motivados, esencialmente, por el interés de recuperar el control de Petróleos de Venezuela (Pdvsa), empresa revolucionaria recuperada por el Comandante Presidente, Hugo Chávez, para el bienestar de todos nosotros.

Pero bien dicen las abuelas “ el amor lo puede todo” y fue ese amor que llevó al pueblo a terminar en poco tiempo con este intento de desestabilizar la patria y arremeter en contra de los capitalistas que secuestraron a Hugo Chávez . El amor condujo una verdadera rebelión logrando la liberación del presidente y su regreso al Palacio de Miraflores el día 14 de Abril.

¡Cómo no recordar aquel 14 de abril en la madrugada cuando el pueblo recibió al presidente Chávez ¡

Hoy cuando nuestro comandante supremo ya no se encuentra físicamente el pueblo tiene que salir a las calles en medio del dolor a llenarse de fuerzas para continuar con su legado, el mismo que tenemos que defender a través del voto en las urnas precisamente el 14 de Abril, esta vez del 2013.

En la actualidad, a pocos días de las elecciones del próximo domingo, las actitudes de los opositores que piensan, o más bien, están seguros que van a ganar transmitiendo una guerra psicológica a través de los mismo medios que participaron en aquel Abril del 2002, pero, ¿se les olvidó el amor que el Comandante sentía por su pueblo?

Ese mismo amor que nos llevará ganar las elecciones Presidenciales con Nicolás Maduro, para ratificar ese compromiso que él mismo nos dejó , el 8 de Diciembre del 2012 antes de partir a Cuba para ser intervenido por cuarta vez de cáncer.

Venezuela la historia está aquí, hoy, demostrando que no debemos olvidar el pasado, pasado que nos unió y demostró que con el amor se puede continuar…



Estudiante de Comunicación Social de la UBV

[email protected]



Esta nota ha sido leída aproximadamente 508 veces.