“…Patria…Patria…Patria….Querida….”

Chávez, más allá del ardimiento; ciertamente el Comandante trascendió a un nivel superior muy espiritual, hoy tu cuerpo físico se irá; pero todo tu legado, tus enseñanzas, tus buenos ejemplos y sobre todo tu humildad, sencillez, responsabilidad y alto nivel de conciencia quedó sembrada en millones de venezolanos, lo que indica que tu arado se hizo en tierra fértil, dio sus frutos y lo más importante son las arboles robustos que dejaste ya sembrados, en tu patria querida. Tu expresión: “…por ahora…”, significó un arduo trabajo donde dejaste lo más preciado, tu vida; pero tu lucha sigue y esa expresión inicial desde hace rato cambio en “..por ahora y para siempre..”. La revolución bolivariana se llenó y se inspiró del sentimiento más puro que pueda tener todo ser humano: el amor. Sí, somos amor, somos alegría, somos mayoría y somos patriotas.

Seguiremos rodilla en tierra con la revolución, a cuadro bien cerrado, cerrando filas carajo, para cumplir tus ideales hasta que la vida se nos vaya en lograr una Venezuela bonita, como siempre lo soñaste y el camino que nos has dejado para continuar las batallas, son ejemplo de constancia, de trabajo y más trabajo, de disciplina y más disciplina. Eres ejemplo para la gran mayoría de los venezolanos y de otras latitudes del mundo que también lloran tu partida; a ellos mil gracias por todo ese amor.

Dentro de toda la tristeza que nos embarga por tu partida física, estamos seguros que tu fuerza espiritual seguirá inspirando a cada corazón de buena voluntad. Chávez, es corazón de pueblo y el pueblo esta en el corazón de Chávez.

¡..PATRIA…..PATRIA…...PATRIA…...QUERIDA……!. Esa es tu canción, la que te inspiro toda la vida; ahora es nuestra, de todos los venezolanos y verdaderos patriotas. No te fallaremos: mis hijos, tus hijos, mis nietos y tus nietos verán esa Venezuela bonita; te lo juramos por siempre. Ahora y para siempre todos somos un sentimiento que se llama Chávez, todos somos Chávez.

Que Dios todo poderoso, los espíritus de la sabana, el espíritu de Maisanta, el espíritu de Bolívar, la abuela Mamá Rosa, entre muchos otros seres queridos, que fueron la luz y guía en tu proceder; hoy te reciben con sus brazos bien abiertos para que, desde esa otra dimensión y nivel espiritual, puedas continuar iluminando ese gran proyecto integrador que inició nuestro Libertador Simón Bolívar y que tú decidiste retomar como bandera e impulsarlo desde nuestra Venezuela; hoy ese objetivo es irreversible y muchos lideres andan siguiendo y profundizando esos ideales. Vivirás por siempre en todos los corazones de buena voluntad, tu inmortalidad quedo sembrada en esta tierra de gracias que se llama República Bolivariana de Venezuela.

Patria, Socialismo, Viviremos y Venceremos, estamos en el camino correcto y venciendo, somos muchos


[email protected]

Esta nota ha sido leída aproximadamente 5824 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales




Comparte en las redes sociales




Notas relacionadas

US Y /actualidad/a160668.htmlCUS