¿Juega su hijo o hija a la ruleta rusa a diario?

El peligro latente de no saber qué hace su hijo o hija en el gimnasio

Desde los trece años he estado ligado al medio de los gimnasios, me resultaría muy extraño hoy en día sorprenderme con algo que ocurra en este ambiente. Con la propiedad que me otorga el haber permanecido casi veinticinco conociendo el mundo de los “hierros”,y habiendo sido entrenador en varios gimnasios de mi ciudad, decidí escribir esta nota con la finalidad única de que sirva de alerta a todos aquellos que como yo son padres, pues en un número cada vez mayor nuestra juventud se pone en severo riesgo.

A mis trece años era yo un adolescente bastante delgado, “esmirriado” como decimos aquí en Venezuela, y por influencia del medio de aquél entonces decidí acompañar a uno de mis hermanos mayores al gimnasio para tratar de conseguir parecerme a “héroes de acción” como Arnold Schwarzenegger o Jean Claude Van Damme, pensaba que con mucho sudor y con una excelente alimentación así me vería más temprano que tarde.

Los años corrieron y llegué a alcanzar el campeonato regional de fisicoculturismo del Zulia “Mr. Zulia”, había aumentado considerablemente mi musculatura aunque obviamente distaba mucho de parecerme a los referidos “héroes”. Empecé entonces a escuchar hablar sobre atajos mágicos para descollar en este deporte y para lucir como una figurita plástica de “He Man”, una suerte de Conan contemporáneo de ciencia ficción.

Sabía entonces que había algo llamado esteroides que prometía a quien los usara el paraíso de los músculos, pero en esos días los casos de personas que conocí que los consumían eran realmente escasos, cuestión que hoy en día es diametralmente opuesta, hoy la regla son los esteroides y el sudor y la buena alimentación la excepción, a tal punto que los mismos entrenadores que deben velar por la salud de los entrenados ofrecen estas sustancias como si de agua se tratara.

Cabe destacar, que no sólo doy fe de que se están utilizando esteroides anabolizantes, sino que también he visto quienes van aún más lejos y llegan a usar Hormona de Crecimiento Humano, insulina, gonadotropina coriónica, diuréticos y un largo etc.

Es indudable e innegable que el hiper capitalismo en el que vivimos en donde hoy más que nunca es exaltada la figura “sansónica” como lo mejor que se puede obtener para ser un “hombre que valga la pena”, un “explotado de bueno”, un “papito”, ha llevado a la realidad antes descrita. Pero no me refiero aquí a quienes siendo mayores de edad y a sabiendas de que ponen su vida en riesgo deciden seguir ese camino, me refiero a los muy jóvenes que literalmente juegan a diario a la ruleta rusa con todas estas sustancias a espaldas de sus padres, quienes de buena fe los inscribieron en un gimnasio para su salud y para que se “acuerparan” un poco.

Llamo a todos los padres, los alerto firmemente acerca de lo que está pasando en TODOS los gimnasios venezolanos, para que cuando lleven a un hijo o a una hija (pues el caso no sólo se circunscribe a los varones) los aconsejen y orienten, y ante cualquier cambio corporal brusco averigüen sin aspavientos las causas. En este deporte es imposible, repito IMPOSIBLE ganar masa muscular o perder grasa meteóricamente, eso sólo se logra con tiempo , esfuerzo, dedicación y una correcta alimentación.

La propuesta es llevar a una regulación sanitaria de todos los gimnasios, a que sean supervisados por un ente relacionado con la salud, que sean periódicamente visitados por alguna autoridad, prohibir expresamente el uso de sustancias para mejorar el rendimiento dentro de los mismos, sancionar a todo el que suministre estas drogas a menores de edad conforme a lo preceptuado en la LOPNA, ya que aquí de lo que hablo es de una pandemia de drogas dentro de nuestros gimnasios, la drogadicción no sólo se trata de estupefacientes o psicotrópicos.

Como humanista, como revolucionario, como padre los alerto. Estoy a disposición de todo aquél a quien le preocupe lo dicho para proporcionarle mayor información al respecto que pueda servir como prevención o si simplemente tiene alguna duda al respecto.

Abog. MgSc.

[email protected]
@jomigovi

Pin: 293ed325

Esta nota ha sido leída aproximadamente 1263 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales




US Y /actualidad/a156671.htmlCUS