Memorias de un escuálido en decadencia

2012

¡Este ha sido uno de los peores años de nuestras vidas! Los chavistas nos dieron hasta con el tobo de la basura, carajo. Es que nosotros también se la ponemos bombita. Con aquella vaina de nuestras elecciones primarias más de uno en el chavismo gozo una bola y parte de otra. Dígame esa vaina, hasta Pablo Medina se inscribió en ese show, y seguro todavía está debiendo los reales del crédito que pidió para inscribirse. Esa vaina no se puede ver en serio, ni de vaina. Dígame aquella cosa que llamamos debates, y aparecieron allí: Diego Arria., Leopoldo –cheque PDVSA- López, María Corina Machado, Pablo Medina, Pablo Pérez y Embajada Radonski, aquella vaina parecía un desfile de modas. Ni la Radio Rochela hubiese montado una vaina tan cómica como la que montamos nosotros con ese show de la risa.



Y después vinieron las elecciones y la Dra. Teresa Albanes se robó el show, mandó a echarle candela a los cuadernos electorales, o lo que es lo mismo, a quemar las pruebas del fraude que habíamos cometido con los votos de Embajada Radonski, y ahí se formó la de Dios es cristo, porque William Ojeda digo: ni de vaina, a mi no me ganó Ocariz la Alcaldía de Sucre, y reclamó y reclamó y salimos todos a decirle que se callara que estaba perjudicando la unidad que venía viento en popa, y el carajo después nos abandonó y se fue a apoyar a la gente del dictador y denunció el plan de gobierno de Embajada Radonski y allí nos cayeron encima los chavistas que empezaron a llamar a nuestro programa de gobierno el programa neoliberal y otro montón de vainas de las que no quiero acordarme.



Después que Embajada Radonski ganó las primarias vino aquella vaina que este país no va olvidar nunca, la inscripción de nuestro candidato en el CNE y el discurso del silencio. Embajada Radonski tomaba el micrófono, veía al cielo, veía a la gente, volvía a ver al cielo, dudaba, abrazaba los micrófonos, veía al público y se lanzó con aquella vaina. “Cómo te quiero, Venezuela”. Hasta Fracaso Petkoff dijo en su programa que el discurso había sido muy débil. Arrancamos mal. Y después vinieron todos los errores del mundo. Embajada Radonski colocó un documento militar forjado en su cuenta Twitter y después no lo reconoció cuando todos sabíamos que él era el autor de esa vaina, en fin, que los chavistas se encontraron con una papaya como candidato, porque más adelante la vaina fue peor, que si suapara, Coquivacoa por Chivacoa, los europeos no usan desodorante, chocolate nuevo, el submarino con telescopio, y no me echen más cartas.



El papá de Margot vio en televisión a Ramoncito el cimarrona diciendo que “seguimos luchando”, y el hombre se fue al cuarto y tiró la puerta durísimo y dijo: “Carajo, qué bien trabaja ese carpintero”.



- Deja que salga la luna.- me canta Margot.

[email protected]


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3485 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales


Roberto Malaver

Periodista y escritor. Niega ser humorista, a pesar de algunas evidencias que indican lo contrario. Co-moderador del popular programa "Los Robertos", al cual insisten en llamar "Como Ustedes Pueden Ver". Co-editor del suplemento comico-politico "El Especulador Precóz". "Co-algo" de muchos otros proyectos porque le gusta jugar en equipo.

 [email protected]      @robertomalaver

Visite el perfil de Roberto Malaver para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.



US Y /actualidad/a156666.htmlCUS