Las Misiones y la Batalla de Carabobo hacia el 7-O

Es verdad que esta contienda electoral es una de las más importantes hasta ahora en este proceso de construcción social y emancipación colectiva de un pueblo lleno de amor y lucha por ser cada día más libres e independientes de la manipulación y dominación burguesa.

Hace poco escribí algo sobre el éxtasis de la derecha venezolana y su empeño en tomar la supuesta reivindicación de las Misiones sociales en su burda campaña electoral, incluso de entregar o hacer un parapeto de propuesta en la Asamblea Nacional hace unos días atrás, como dulce palomitas y con aquel fervor e hipocresía, algo que nuestro pueblo conoce y es por eso que hago estas reflexiones en cuanto a la importancia de promover con verdadero ímpetu, esos logros que a veces son invisibles a la vista de nuestras bases populares y aquellos que puedan estar confundidos o manipulados por esta derecha insípida. 

Son tantas las obras materiales, artesanales, culturales y tecnológicas que se han desarrollado dentro de cada Misión, que es imperdonable que incluso las mismas no son promocionadas o impulsadas publicitariamente como lo merecen, es más importante y mas promocionada una cancha inaugurada por un alcalde de cualquier partido, que ese gran aporte diario que dan las Misiones educativas y productivas en todo el territorio nacional.

Debemos ser críticos, pero con objetividad, claro que hoy las grandes misiones son noticia, las pensiones, las ayudas a esas madres que estaban desamparadas, la importancia de la seguridad de la ciudadanía con apoyo de nuestras autoridades, así como la producción agrícola, créditos, tierras, y viviendas a ese pueblo que merece eso y mucho mas, sin embargo en este momento debe haber una contundencia masiva comunicacional. Podemos revisar los portales de las mismas y hay información, pero allí no está expresada la verdadera esencia, en la Aldea Universitaria de la Parroquia el Valle o la Vega, en Caripito, en Guasgualito, en la Gran Sabana, el ambiente de Misión Rivas allá en la refinería el Palito de nuestra Estadal petrolera, en la Misión Trabajo y Vivienda Venezuela, pero cuales son los proyectos que hoy son realidad desde esa articulación. 

A veces vemos que nuestros canales de tv no son suficientes o mejor dicho vemos exclusividad en algunos casos cuando hay tanto que decir, hay tanto que ver, que palpar, que explotar en el mejor término, y lo más importante, quien es ese ejército de profesionales, en muchas áreas y la sabiduría de nuestro pueblo que es un baluarte en la transformación y construcción del Socialismo Bolivariano.

Debemos crear una estrategia comunicacional  en este momento coyuntural y más allá. Es muy débil la promoción de nuestros avances y logros en cada materia económica, política, educativa y cultural, en las cifras históricas en educación básica y universitaria, en las areperas Venezuela, FARMAPATRIA, créditos, micro-empresas y proyectos de producción alimentarias, y todo lo que se realiza en los espacios recuperados no solo en la ciudad capital, es hora de descentralizar los avances de nuestro proceso revolucionario con apoyo de nuestros medios nacionales y alternativos, consolidar las redes sociales, foros, mantenerse en la calle con optimismo, el perifoneo permanente, el paleógrafo, la pinta en las paredes, y resaltar cada obra, cada crédito, cada pensión, cada casa, cada bodega, carpintería, o conuco hecho gracias al apoyo de este Gobierno nacionalista, humanista, el desarrollo tecnológico a través de FUNDAVIT, los INFOCENTROS, que es un PFG que muchos no digieren eso, que se estudia en Misión Sucre, que se desarrolla en Che Guevara, o más aun como se desempeña Rivas productiva, cuantos becados hay, quienes están incorporados en la transformación de nuestras instituciones.

Somos quienes debemos garantizar ese triunfo el 7-O y la continuación de este gran trabajo masivo que se realiza en cada rincón de la patria, no solo por ser parte de alguna misión, sino de lo que hoy significa ella para la continuidad de una verdadera vida llena de inclusión, amor y fortaleza, además de corregir fallas que si las hay, pero a veces es por falta de atención y de interés de quienes solo quieren crear parcelas para dividir y empañar el significado de cada Misión Social.

Todas son importantes, ninguna es menos que otra, es por eso que debemos seguir batallando con la burocracia, con las quintas columnas, y todas esas barreras que siguen allí, negándose al cambio humano, productivo y moral de los venezolanos y las venezolanas.
El 7 de Octubre debemos darle una lección a quienes pretenden volver a robarle la vida y el avance que Hugo Chávez nos ha dado desde la fundación de la Quinta República, Nuestra Constitución, defender las Misiones con gallardía y con sentido de pertenencia, eso lo lograremos queridos hermanos, con votos y amor patrio. 

Misión Sucre, de Caracas para la Patria Grande
Rufinazam@hotmail.com

Esta nota ha sido leída aproximadamente 737 veces.

Comparte en las redes sociales