Forjados

Que se puede esperar de esperpentos que en unidad vienen descompuesta desde los principios de la historia "democrática" de Venezuela, todo lo han forjado en afán de engañar y mantener líneas de poder que le permiten, usufructo los beneficios del pueblo, en cofradía que han formado y llaman alta sociedad.

Son tramposos, no de ahora para mentir y ganar adeptos para una elección, sino de siempre; nunca han obtenido nada por buena lid, siempre en sus negociaciones hay algo turbio, en cada movimiento de su accionar social esconden truculencia, aun en los mas recatados y decentes, si en verdad tratan de serlo, pero cuando lo escudriñan sale la debilidad.

En estos catorce años que llevamos de revolución, podríamos enumerar el forzamiento de sus marramucia y no alcanzaría espacios donde poner las triquiñuelas de sus conductas; la ilegalidad desde una simple firma para activar un referéndum, hasta la violación territorial a una embajada, sin que ninguno de sus actos tenga un castigo revolucionario ejemplarizante, que permita tener tranquilidad a la hora que tomemos acciones futuras.

Van a seguir violando leyes, es un vicio, una conducta impregnada en sus genes a través de generaciones y no hay manera de detenerla sin un contundente ejemplo, que los haga reconocer que en revolución las cosas son distintas a como se plantea en capitalismo, la anarquía no puede ser una conducta aceptada en un proyecto como el que plantea la revolución venezolana, independientemente que es una revolución pacífica, no debe ser pacata.

Si seguimos dejando que los forjadores continúen con sus secuencias de desmanes, sin que surjan castigos ejemplarizantes, porque de no tomar medidas, duraremos doscientos años mas haciendo revolución y engañándonos creyendo que un día van a cambiar.

Y si no cambian nunca, si siguen engendrando en sus generaciones el odio que manifiestan hoy día, si no cambia nada y siguen desapareciendo con la impunidad a luchadores de este lado del proceso, sin que pase nada.

No vamos a enumerar su conducta de forjamiento en esta historia, pero hagamos un ejercicio y nos daremos cuenta que nuestra tolerancia sobre pasa los límites de la normalidad y podría llegar un momento en que la paz desaparezca de nuestras conductas y se convierta la PATRIA en un holocausto infernal, donde los beneficiados serán otros distintos, a los que por soberbia dejarán su sangre regada, porque no quisieron entender que PATRIA O MUERTE; VENCEREMOS Y HASTA LA VICTORIA SIEMPRE:
SIN PATRIA NO QUIERO VIDA.
HAZTE CONCIENCIA.

[email protected]

Esta nota ha sido leída aproximadamente 721 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales




US N /actualidad/a147322.htmlCUS