Repuesta a Teodoro Petkoff por su editorial de hoy: “¿Quien es el apátrida?”

“Muchos de ellos, por complacer a tiranos, por un puñado de monedas, o por cohecho o soborno están traicionando y derramando la sangre de sus hermanos”

Emiliano Zapata



Siempre pensaré que es peor el comunista arrepentido que el propio fascista.

Es demasiado sencillo, sentarse detrás de un escritorio y activar una laptop para escribir una crítica…

Y si escribimos a manera de vuelo de pájaro, haciéndonos los locos en cuanto a profundizar la supuesta crítica…

¡Mucho más fácil!

Es como hablar en las frondosas tarimas del candidato de la derecha que lo esperan relucientes en los sitios en que expondrá sus mentiras (fabricada y pagadas por los gringos y la oligarquía)…

Algo que tú nunca te detendrías a comparar…

Entre las “pagadas” y las que te armaban los obreros con sus manos curtidas inundadas de callos, (que eran la prueba irrefutable de horas interminables de sacrificio y trabajo) para que tú te montaras en ellas en tiempos de candidato, donde todo tenía aroma a pueblo…

Seguramente al terminar de escribir tu editorial, te habrás sentido satisfecho, y al verlo hoy publicado, tú ego pensara que te la comiste…

Y desglosando tu artículo debo decirte:

Nos hablas en tu pasquín, que nos endeudamos con China en donde le vendemos petróleo a futuro…

Pero nada dices cuando se lo regalábamos escandalosamente a los gringos y lo que quedaba solo pasaba al bolsillo de las 20 familias más acaudaladas de Venezuela llamadas oligarquía…

¡Es verdad!

Nos endeudamos con los chinos con venta del oro negro a precio de hoy como tú bien lo dices…

Pero tú mismo pasquín en la última página nos hablas de bajada apresurada del precio del petróleo y una supuesta recepción a las puertas de la nación…

¿Entonces me pregunto?

¿Es mala o buena la idea de venderles nuestro oro negro a precio de hoy?...

¿Dime Teodoro, que es más beneficioso?

¿Endeudarnos con los chinos y que cada venezolano tenga su techo propio digno?

¿O regalárselo nuevamente a los gringos y regresamos otra vez a tu pueblo a sus ranchos de lamentos, donde tus aliados de hoy los colocaron en un vergonzoso pasado, para estar de parabienes con los yanquis?...

Dime Teódulo Perdomo, perdón Teodoro…

¿Has recorrido Caracas y las ciudades satélites en estos tiempos?

¿Qué piensas de ese poco de construcciones en desarrollo que se ven por bojote?

¿Qué le dices a tu mente, cuando entregamos catajarrias de apartamentos al 80% de los venezolanos gracias a el soldado de Sabaneta y al préstamo de los chinos?

¿Será que piensas que son las mismas constructoras privadas de antaño que explotaban sin misericordia a los albañiles y obreros, y después coronaban su faena de avaricia sin ningún escrúpulo, con sus precios inaccesibles para los pobres en donde también se burlaban de los mismos?

Seguramente eres de los que piensan que las cementeras instaladas para acelerar la felicidad de un pueblo son inapropiadas y que se joda la chusma y que dejen el fastidio…

Seguramente reclamaras que no es justo que todos los venezolanos tengamos que pagar por las solucionas habitacionales de los más pobres…

Y olvidarnos cuando nos hacíamos los locos, cuando ellos nos reclamaban por siempre el robo de “su petróleo”, en donde los oligarcas los pateábamos para los cerros sin ninguna contemplación…

Es muy fácil reclamar por asesores militares cubanos (uno de los mejores del mundo en cuanto al contraespionaje y el comandante Fidel es fiel testimonio de lo antedicho, por seguir con vida después de cientos de intentos de asesinatos, en los pasados 50 años) y callar cuando los asesores gringos apostados en todos los cuarteles les enseñaban a nuestros soldados las mejores maneras de torturar a nuestro pueblo, para que aceptaran seguir siendo esclavos sin cadenas…

Es muy sencillo hablar de nuestras notarias y guardar silencio de los grandes negocios de los encargados de dichas oficinas en tiempo de la cuarta republica, puestos a dedo por los ministros, con fortunas amasadas incalculables por sus marramuncias del ayer…

¡Dime Teodoro!

¿Qué se siente estar en las mismas filas de los que tú combatiste en el pasado, cuando fuiste guerrillero?..........................................

(…) En el comienzo de tu narración antes que nada nos defines el significado de la palabra “APÁTRIDA”, sutilmente e intelectualmente nos hablas del diccionario Larousse donde nos narras lo que significa dicha palabra, una supuesta intelectualidad que seguramente borro de tu memoria las sierras de Coro y de Falcón…

Y este viejo que hoy te escribe, en donde las enseñanzas de los libros, me premiaron con un doctorado de “Bachiburro”, que paso su primaria gracias al sacrificio de su querida abuela…

En donde recordando A mi “madreabuela” mis gracias se convierten en infinitas…

Un muchacho en un pasado, que soñaba con ser ingeniero electricista, pero que a los 14 años, tubo que chambear bien duro para la ropa y el calzado y el bocado necesario, que dejo escapar esos sueños truncados, por la fatiga diaria de 12 a 14 horas, intentando salir adelante…

Qué sabes tú de eso Teodoro??

Será por eso que valoro, todos los logros de esta revolución bolivariana liderada por nuestro comandante Hugo Chávez, donde la justicia social dejó de ser simples palabras, para convertirse en hechos reales……….…

[email protected]

Esta nota ha sido leída aproximadamente 2157 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales




Comparte en las redes sociales




US N /actualidad/a145372.htmlCUS